El Perdón (2ª parte)

El Perdón
(2ª parte)

El pastor Bill Hill, esta vez nos habla acerca del perdón. Dice: es importantísimo poder reconocer la culpa y arrepentirnos, ya que de esta manera es como Dios nos otorga el perdón”


DESCARGARLO AQUI: 
EA419 – Entre Amigas – El Perdón (2ª parte)



Receta: Spaghetti a la Salsa


Entrevista con Bill Hill

Sandra: muy amigas estamos nuevamente disfrutando del espacio de la entrevista de él programa del día de hoy con nuestro invitado el pastor Bill Hill que nos acompaña junto a María Teresa su traductora y la verdad que es un placer recibirlos nuevamente. Estuvimos hablando en programa pasado del perdón, vaya tema decía, porque sin duda que tiene a varias personas pensando, masticando ese tema, si ha perdonado, no ha perdonado, si le han perdonado o no le han perdonado aquellas faltas que han tenido en su vida. Y nosotros discutíamos antes de empezar ahora también, diferentes posiciones, experiencias, circunstancias. Una de ellas, por ejemplo, ¿qué pasa cuando uno perdona y sin embargo recuerda, de modo que no tiene la confianza suficiente en esa persona todavía?

Bill: bueno, es una pregunta excelente, porque a veces en esa relación entre las personas ha habido una violación de la confianza. Y a veces esa violación de la confianza se ha repetido una y otra, y otra vez. Y esa persona que ha violado la confianza se arrepiente de sus pecados y busca el perdón, y bueno se lo tenemos que otorgar a ese perdón. Le tomamos la palabra como se nos enseña el Lucas 17. Ahí Jesucristo dice, si alguien que ofende tienes que reprenderle y si se arrepiente entonces perdónale. Y luego en continúa siendo si siete veces el día peca contra ti, y siete veces al día regresa y se arrepiente entonces tenemos que perdonarle. Dice Cristo que nuestro perdón está basado en su palabra, dice que si él viene a ti diciéndote, me arrepiento. Ahora si esa persona ha violado nuestra confianza muchas veces, quizás va a ser un poco difícil restablecer esa confianza pero es parte de la responsabilidad que tenemos por qué no podemos perdonar con reservas tenemos que perdonar completamente cuando lo prometemos. Pero claro, hay que trabajar después en esa relación, y particularmente si esa situación se diera entre los crecientes, entonces ahí tienen varios recursos para ayudarse. Tienen el Espíritu Santo, tienen las escrituras y quien en la iglesia local. Y lo que se asume en la escritura es que cada creyente profesante, que es genuinamente convertido va a estar bajo el cuidado y bajo la responsabilidad de una iglesia local. Así que ustedes tienen en grupo ahí de familias cristianas, ustedes tienen el liderazgo pastoral para ayudarles a restablecer esa confianza en ese proceso de restauración. Y si la persona que ha pecado contra esa otra era sincero en su arrepentimiento eso se va a demostrar en su esfuerzo en tratar de restablecer esa confianza. Pero tienen un cuerpo de creyentes y liderazgo pastoral para ayudarles a que de verdad se esfuercen y traten nuevamente de ganar la confianza.

Sandra: estaba pensando, en los niños cuando muchas veces tienen esas peleas a muerte parecen. Parece que se van a pelear para toda la vida y con qué sencillez todo lo olvidan y vuelven a ser buenos amigos. ¿Esto es un ejemplo para los grandes?

Bill: bueno, en ese tipo de situación cuando los niños están peleando y siendo egoístas ésa es muy buena oportunidad para que papá y mamá les enseñan a los niños como resolver los conflictos porque ésa también muy a menudo es la manera como los adultos hacen las cosas. Ellos pelean y se dicen cosas groseras, se enojan y luego se van a la cama y se levantan al día siguiente pretendiendo que allí no pasó nada. Y eso es una cosa muy mala no es una cosa buena. Porque nadie está reconociendo la culpa, nadie ahí está aceptando responsabilidad, nadie ahí está buscando perdón de parte de Dios o de parte de otro. Y se establece un ejemplo muy pobre de cómo se deberían resolver los problemas, porque Pablo dice en Efesios 4, versículo 26, no dejéis que el sol se ponga sobre vuestro enojo. Así que los problemas que hoy los tenemos que resolver hoy. Así que cuando vemos a los niños teniendo esos mismos conflictos, es una excelente oportunidad para que los padres los ayuden a ellos a resolver sus problemas, siguiendo siempre el modelo bíblico.

Sandra: Estaba pensando pastor en muchas personas que invierten su tiempo buscando el perdón a través de líder religiosos quizás, sacuden a alguien que les pida una penitencia, algún tipo de cumplimiento para sentirse perdonado por alguna falta, ¿qué dice la Biblia sobre esto?

Bill: bueno, primero que nada uno siempre tiene que volver a la teología bíblica y la Biblia lo hace bien claro, que cuando hay una culpa contra la palabra esa culpa tiene que ser removida buscando el perdón del individuo contra quien se pecó. Por supuesto siempre el pecado en primer lugar es contra Dios. Así que el perdón de Dios necesita ser resuelto, como lo vemos en el caso de David en el Salmo 51. Y también sucede que ese pecado es contra una persona, entonces también se necesita obtener ese perdón por parte del individuo. Pero ninguna otra parte en la escritura, nunca se dicen nada de ir a una persona, a un líder espiritual para buscar el perdón. Porque la Biblia lo hace bien claro, nadie puede otorgar perdón a parte de Dios. No hay ningún líder religioso que tenga esa autoridad. No importa cuál sea la religión, se será el catolicismo, o los episcopales, no importa cuál sea la religión. Dios tiene la autoridad, de perdonar pecados. Y si una persona de verdad creyente, la Biblia llama a cada creyente un sacerdote delante de Dios, y eso hace, otorga a cada creyente el privilegio de ir directamente delante de Dios y buscar perdón. Sin tener que ir o a través de ningún líder religioso. Y ese es uno de los gozos de ser un cristiano, es que esa relación personal que tenemos que tener con Dios a través del Señor Jesucristo. Cristo es nuestro sumo sacerdote, y nosotros somos sacerdotes, a quienes nos ha sido dado un acceso al trono de la gracia.

Sandra: muchas veces he escuchado a personas que ellos mismos se ponen una serie de actividades o responsabilidades como para obtener el perdón de Dios. Ya no es él líder sino ellos asimismo que se lo piden, ¿esto tampoco estaría de acuerdo a lo que la Biblia enseña?

Bill: bueno, voy a aclarar un poco esto. Si una persona de verdad es un cristiano le ha sido otorgado el privilegio por parte de Dios de tener ese acceso directo a Dios. Eso nos dice el libro Hebreos capítulo 4 versículo 16. Se nos dice que vengamos con toda confianza delante del trono de la gracia a fin de obtener misericordia para el oportuno socorro. Así que ese es nuestro privilegio y responsabilidad. Algunas personas están confundidas en cuanto a esto algunos religiosos le han dicho a ellos que primero necesitan ir a través de un líder religioso, pero esa autoridad que ellos tienen no procede de ninguna forma de parte de la Biblia. Porque la Biblia lo hace bien claro que nosotros tenemos el privilegio de ir directamente a Dios.

Sandra: bueno, realmente ha sido muy ilustrativo, y muy claro, y con la Biblia en mano, así es como lo vemos al pastor Bill Hill en este programa acerca de el perdón, como hacer, cómo proceder para con uno mismo cuando necesita ser perdonado por Dios, o como hacer cuando se ha sentido ofendido por otra persona. Nosotros queramos creo que en comunicación con el pastor, si ustedes quieren después vamos a dar los datos para que puedan hacerle preguntas. Porque en torno a este tema del perdón hay muchísimas situaciones particulares que sin duda cada una requerirá de una consejería bíblica particular. Mi agradecimiento entonces al pastor Bill Hill, a María Teresa también por esta traducción y la invitación siempre para que vuelvan a tratar diferentes temas con un enfoque teológico como lo hemos hecho hoy.

El Perdón (1ª parte)
Taller de Wycliffe

Déjanos un mensaje!

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>