Mujeres de la Biblia – María de Betania

¿Has oído de Maria de Betania? Jesús prometió que sería recordada de generación en generación ¿sabes por qué?… en este programa junto a Elí Morales veremos algunas de las características que hicieron de María una mujer especial.


DESCARGARLO AQUI:
EA616 – Entre Amigas –
Mujeres de la Biblia – María de Betania



Receta: Timbal de zapallitos dietético


Entrevista a Elí Morales

Sandra: Estamos con la maestra Eli Morales, con quien estamos estudiando las mujeres de la Biblia. ¿De quién vamos a aprender hoy?

Eli: Hoy vamos a hablar de María de Betania. Una mujer que fue muy contemplativa y cariñosa. Una mujer que supo discernir.

Sandra: ¿En qué parte de la Biblia la podemos encontrar?

Eli: La podemos encontrar en Mateo 26:6-13, Marcos 14:3-9, Lucas 10:41, Juan 11:28, 29 y 32, y en Juan 12:1-8.
María vivía en Betania que era una aldea. En su hogar eran muy hospitalarios, eran amigos de Jesús. Allí Jesús pasaba con sus discípulos.
Cuando escuchamos hablar de María, solemos escuchar que ella eligió la buena parte. Por eso podemos ver que una de sus características era que se sentaba a los pies de Jesús, porque era una mujer con sed espiritual.
El hecho que ella se entrara a los pies de Jesús también demuestra su humildad, su actitud reverente, su contemplación a los dichos de Jesús y su persona. Era una persona confiada, afectuosa.

Sandra: Cuando decís eran amigos de Jesús, te refería a María ¿Y a quienes más?

Eli: En ese hogar vivían: Marta la hermana de María, que tenía características opuestas, pero no significa que no amara a Jesús y que le sirviera. Eran muy diferentes, era muy laboriosa, inquieta y siempre estaba con los quehaceres del hogar. También estaba Lázaro, aquel que Jesús resucito, y María. Así que este hogar estaba formado por estos tres hermanos.

Sandra: Ese Lázaro es por quien la Biblia menciona que Jesús lloro, era una persona muy apreciada por Jesús. Elí, ¿Qué aspectos de la vida de María vamos a estudiar?

Eli: Claro, podemos pensar al considerar la vida de María en tres momentos. Primero, lo que mencionábamos es que María eligió la buena parte. Segundo, la tristeza de María que fue en el momento de la muerte de su hermano Lázaro. Tercero, el sosiego y la devoción de María con respecto a Jesús.
Empecemos por cuando María supo elegir la buena parte. María tenía el don de escuchar, algo que en estos tiempos necesitamos mucho. Necesitamos saber escuchar, escuchar a los demás y a Dios con la disposición y con la actitud adecuada.
María era una mujer sumamente tranquila, contemplativa, tenía sed de Dios. Para suplir esa sed se sienta humildemente a escuchar a Jesús.

Sandra: Es interesante porque si uno se ubica en aquellos tiempos, hoy casi toda la gente es como Marta, anda preocupada, ansiosa, tratando de resolver y hacer para mostrarse ante los demás. Y cada vez se ven menos personas como María.

Eli: Ella estaba totalmente ajena a todo ese estado de nerviosismo, tensión y el afán que caracterizaba a Marta. Podemos ver en la vida cristiana que debemos aprender a escoger a menudo, no entre lo malo y lo bueno, sino entre lo bueno y lo mejor. María supo elegir que era lo mejor.
Pasando al segundo aspecto que era la tristeza de María, congojada por la pérdida de su hermano. La congoja nos causa un gran impacto que nos afecta y puede llegar a ser mortífero. Afectarnos y llevarnos a desequilibrios emocionales importantes o hasta repercutir físicamente.
Puede perturbarnos, influir en nuestro relacionamiento con los demás.
Pero María no pasó por estos estados, por eso podemos aprender a que, si sufrimos este mal, es porque nosotros no hemos sabido elegir lo mejor.
En situaciones de prueba ella aprendió que la fe en Dios y la comunión íntima son el mejor antídoto contra la congoja. Como nos los dice la Biblia en Salmos “la comunión íntima de Jehová es con los que le temen”, con los que lo respetan y con los que lo reverencian.
Vemos a María enfrentando el dolor con dominio propio, la vemos siendo una persona templada y con cordura.
Ella actúa con humildad cuando ve a Jesús luego de haber pasado tres días de la muerte de su hermano Lázaro. En esa situación podemos ver tres cosas que hace María. Oye de Jesús, va hacia él y se derriba frente a sus pies. Expresa todo su dolor frente a él, podemos ver la confianza que María tenía en Jesús porque le dice “si tu hubieras estado mi hermano no hubiera muerto”. Todo esto lleva a Jesús a identificarse con el dolor de estas personas tan queridas para él. La Biblia nos dice que Jesús lloró en ese momento.

El otro aspecto de la vida de María, que a pesar de toda esta situación podemos ver en ella sosiego y devoción. Luego vemos como María rompió muchas barreras, porque entró a la casa de Simón donde estaba reunido Jesús con otros varones. Fue lentamente hasta donde estaba Jesús con un jarro de Alabastro y Nardo puro, muy valioso en esa época, costaba 300 denario que equivalía al salario de casi un año de un obrero.
Otra característica de María es que era una mujer con visión. Ella tenía una gran sensibilidad de lo que Jesús anunciaba de su muerte y lo unge en vida. Se acerca a él y rompe ese jarro sobre su cabeza y lo cubre totalmente.
María fue muy criticada por este hecho, porque ese perfume se podría haber vendido y ese dinero habérselo dado a los pobres. Pero Jesús la elogio y respondió a los discípulos “a los pobres los van a tener siempre con ustedes”, ella dio lo mejor que tenia, todo lo que estaba a su alcance.
Como ya dijimos Jesús le dejo esa promesa de que por todo el mundo donde se predicara el evangelio se iba a contar lo que había hecho en memoria de ella. Y casi a 2000 años es lo que estamos haciendo.

Sandra: Es interesante pensar si hoy en día nosotros tomaríamos la misma decisión que tomó María. De dedicar algo tan valioso para la adoración a Dios, de romper barreras y dejar de lado si la criticaban o no.

Eli: Es muy importante poder reflexionar en eso. María pudo cultivar a los pies de Jesús conocimiento. Pudo entender el poder que hay en Jesús, además de la misión que él vino a hacer a este mundo. Algunos entendidos dicen que María puedo entender esto con mayor claridad que los propios discípulos porque ella se anticipó, los discípulos lo lograron entender después que Jesús resucitó. También podemos ver que su don era de un gran valor y que actuó con generosidad, con todo su corazón.

Otro aspecto que podemos ver de María, es que ella práctico una devoción sincera porque va a los pies de Jesús, en comunión con él.
Que es allí donde se aprende, donde las dudas se van disipando, donde la fe se afirma, la congoja desaparece, el alma se fortalece, reanuda la lucha y triunfa. Podemos decir que el gesto de María brota de un corazón guiado por el Espíritu Santo.
Así que como María lo hizo, nosotros debemos darle lo mejor que tenemos al Señor; nuestros corazones, nuestros dones y hacerlo con devoción.
La Biblia nos dice en Proverbios. “Dame hijo mío tu corazón y mira en tus ojos por mis caminos”, este versículo fue una realidad en la vida de María.

Sandra: Me parece interesante meditar en aquellas personas que la Biblia nos menciona, que han sido importantes para Dios, por ejemplo: David que fue conforme al corazón de Dios. Si bien David no fue una persona pasiva, sino que luchó mucho por lo que quería hacer, sacó una nación adelante. Tuvo sus errores y sus aciertos, pero aún así tenía sus tiempos de devoción. Esto lo podemos ver en los Salmos, donde le cuenta a Dios todo lo que le pasaba, allí podemos ver la importancia que para Dios tiene el poder tener una comunión personal con él.

Eli: Eso es fundamental en todos los momentos. Recuerdo un Salmo que dice “Este pobre clamo y el Señor lo libro de todas sus angustias” o también en otro Salmos nos dice “Que mis esperanzas están puestas en ti”.
Esto es lo que disfrutamos los cristianos, y lo que nos hace llevar la vida de otra manera. Poniendo la mira en él y también sabiendo que todas las cosas nos ayudan para bien.

Telebasura, apágala antes que te desconecte

¿Qué mirar o permitir mirar a nuestros hijos en nuestras TV´s? ¿Qué criterios manejas para decidir qué mirar y qué no?… hablaremos de algunos conceptos que te darán un poco de luz en todos estos aspectos…


DESCARGARLO AQUI:
EA615 – Entre Amigas –
Telebasura, apágala antes que te desconecte



Receta: Coliflor a la crema de curry


Entrevista con Sandra & Natalia

Sandra: En el programa de hoy vamos a estar hablando sobre los programas de televisión, denominados “basura”, son aquellos programas que nos atrapan pero no nos aportan nada positivo.

Natalia: Un ejemplo de ello son los reality show. Donde cada vez más, a través de estos programas, se busca ganar audiencia. Y cada vez este tipo de programas profundizan más en las miserias de las personas. Dentro de este estilo de programas hay uno que nos llama mucho la atención y nos preocupa mucho.
Se llama “Miracle Workers”, que quiere decir “Trabajadores del milagro”. Es un reality que presenta a pacientes con enfermedades terminales, o de extrema gravedad, que están dispuestos a probar presuntas medicinas, curaciones o tratamientos aún no abalados científicamente, pero que se prestan como posibles salvadores para las personas en cuestión. Desde el mundo científico se alertó que se están empleando seres humanos como cobayos (roedores) en experimentos que la misma ciencia médica se ha negado a desarrollar. La promoción del programa dice: Cuando la vida de una persona llega a una instancia terminal y los médicos aseguran que no quedan esperanzas, es el momento de dirigirse a Miracle Workers. La única condición para participar es que el paciente tiene que ser pobre. La cadena de televisión ABC en Estados Unidos, es la que produce este programa y dice que lo hacen para regalar un milagro solamente a los ciudadanos que no pueden permitirse un tratamiento adecuado. La condena de distintos extractos de la población norteamericana no se hizo esperar. Pero ABC respondió que por fin la televisión logró proponer un reality más allá del espectáculo. Y logro ayudar a la gente que no se puede pagar un médico.

Sandra: La verdad que aberrante. Qué triste que el ser humano ha llegado a esos puntos, de no evaluar lo que es el valor de otro ser humano, el considerarlo, tener una ética para tratar con ellos. Y qué triste también aquellos que miran este tipo de programas. Qué instintos mundanos y pecaminosos están en el hombre – tal como lo dice la Biblia – que cuando se le presentan posibilidades como éstas, de poder ver la miseria humana, lo miran como a ningún otro programa.
Es ese instinto carnal y mundano que todos tenemos, pero que sólo Jesucristo puede transformar a través de Su persona viviendo en nosotros. Cambiando la perspectiva humana para verlo desde la perspectiva de Dios.

Natalia: Cómo somos usados por las personas que manipulan la televisión, no sólo con este programa sino con mucho otros, como por ejemplo los “Talk Show” donde las personas cuentan sus miserias. Somos usadas tanto las personas que se prestan para que esos programas se realicen, como las personas que los miran.

Antes de ver otro aspecto de lo que es la telebasura y como combatirla, les quiero leer un artículo de Elizabeth Whitham que se llama “La mujer de hoy” de la revista Caminemos Juntas, una revista para mujeres cristianas. Nos habla sobre una productora que hace este tipo de programas, donde nos dan la visión de cómo los crean. Nos dice: Llevamos a individuos a la televisión sabiendo que apareciendo en la pantalla, pueden destrozarles la vida y nos reímos de su simpleza y lo festejamos con el resto de los compañeros. Ponemos la lupa en sus miserias y utilizamos nuestro poder de persuasión. Diseñamos programas sabiendo que son malos, porque consideramos que muchos de ustedes son simplemente espectadores analfabetos. Somos a menudos racistas, clasitas, despóticos, elitistas y crueles. Sin contemplaciones y sin arrepentimientos. Conseguimos que los más débiles, los menos privilegiados intelectual y culturalmente nos llenen las horas de emisión.
¡Qué crueldad! Me lleva a pensar como se puede llegar a esta maldad humana y utilizar todo esto para su propio fin.

Sandra: Ni que hablar, uno puede observar que detrás de todo esto está la mano del enemigo, el Diablo mismo burlándose del ser humano, que en su incapacidad y en su ignorancia no se logra dar cuenta de esta manipulación, y accede a cada una de las sugerencias que llevan al ser humano a estar cada vez mas hundido en la tristeza y en el pecado. Podemos observar a personas que han probado de todo tipo de “reality show´s”, pasan horas pensando estar en una comedia donde generalmente se promueve la infidelidad y situaciones en las que el héroe es el que peor se comporta a los ojos de Dios.

Natalia: Claro, y lo peor es que uno se suele poner del lado de esa persona, como en las películas, donde el ladrón es el héroe y nosotros decimos – ¡Qué bueno! ¡no lo agarro la policía! Ahí vemos cómo nos logran manipular y terminamos diciendo a lo malo bueno y a lo bueno malo. Y esto también la Biblia lo advierte.

Sandra: Lo triste es cuando los niños, que aún no tiene la capacidad de discernimiento van consumiendo este tipo de cosas. Y terminan con ese concepto de que es mejor ser el “malo” de la película que el “bueno”.

Natalia: Otro de los daños que generalmente causa la telebasura es perder la sensibilidad. Pero amigas, lo bueno que para todo esto hay solución, tal vez te puedes decir “…a mi familia le gusta ver este tipo de programas y no sé qué hacer”… de lo que puedes hacer también lo vamos a hablar.

Sandra:Como te decía hoy Natalia, el tema del criterio es muy importante. Cada uno mira con sus ojos y cada uno mira desde un lado diferente. Pero cuando llegamos al final vemos que lo que está mal, está mal del lado que lo miremos. Al pasar el tiempo uno va madurando espiritualmente – aquellos que somos cristianos – y deberíamos prestarle atención a la guía del Espíritu Santo y poder crecer en este tipo de decisiones y tomar criterios correctos. Podemos preguntarnos por qué la televisión ocupa nuestras horas “muertas” y el cine nuestro fin de semana como una forma de distracción.
Natalia: La televisión y el cine es una de las cosas que la sociedad nos trata de vender y cuánto daño genera. El mundo vive engañado y, como dice la Biblia, sus pensamientos están predispuestos al mal. Pero nosotros que somos creyentes, y nuestras amigas que lo son, deberíamos tener una visión diferente. En España hay un grupo, dice la autora de este articulo, que su plataforma es “Telebasura No! apágala antes que ella te desconecte”. También la escritora se pregunta por qué los creyentes no estamos al frente de esta lucha, y seguramente es porque esta “telebausra” seguramente nos ata a nosotros también. Tenemos que hacer una revisión completa delante de Dios y ser sinceros de lo que estamos haciendo con respecto a este tema.

Sandra: Estaba leyendo algunos artículos de esta misma autora en Caminemos Juntas y nos mencionan que nos falta criterio a la hora de decidir qué vemos y qué no vemos. Qué cosas les permitimos ver a nuestros hijos y qué cosas no. Muchos ceden ante la inercia de ni siquiera preguntarse qué ver y qué no. Además de que en muchos casos los niños son parte de todo lo que se ve en la casa. Se deja un canal “x” y allí pasan publicidades muy nocivas para los niños y no le prestamos atención.
Lo que se plantea es poder decidir antes de ver el programa o la película, no después de haberla visto. Sino el poder tomar la decisión antes o cuando vemos las primeras escenas de violencia o erotismo.

Natalia: Por eso debemos pensar primero. Tenemos que reflexionar en cómo estamos viendo televisión hoy. Preguntarnos cómo nos está influenciando lo que vemos, ya sea tristeza, desazón, euforia, enojo. Cuestionarnos “¿qué estoy viendo? ¿en qué programas le doy mi tiempo?. Una idea es que la televisión privada, canales de cable, suelen brindar una revista informando qué programas habrá y en qué horarios. En ese caso podríamos sentarnos y elegir, cuál ver y en qué horario.

Sandra: Ese criterio tiene que ver cómo vamos a invertir el tiempo y cuál será nuestro pasatiempo. Si decidimos que el pasatiempo sea la televisión, tenemos que decidir cuánto tiempo le vamos a dedicar. En Eclesiastés nos dice: Nuestros ojos no se sacian de ver. Puede que lo que miremos sea inofensivo, pero si pasamos mucho tiempo mirando la televisión sin hacer nada, creo que estamos en la misma situación. A veces nuestra conciencia santificada nos genera culpa por las horas que pasamos mirando televisión, pero sólo con la culpa no alcanza.
Solemos tener un criterio elevado para con el resto de las cosas, por ejemplo con lo que comemos. Nos preguntamos si engorda, si está en buen estado, si tiene muchas calorías, etc., cuando buscamos trabajo solemos marcar un criterio bien exigente, cuantas horas, cuánto dinero, el ambiente, etc. También cuando buscamos pareja, nos vamos de vacaciones, para decidir como cortarnos el cabello. Definimos criterios todo el tiempo y pasa casi con todas las cosas de nuestra vida, pero muchas veces no lo aplicamos a lo que vemos en la televisión.

Natalia: Proverbios 11:11 dice “La buena influencia de los ciudadanos justos hace prosperar la cuidad; pero la decadencia moral de los malvados las lleva cuesta abajo” ¿Qué somos? ciudadanos que hacen ir cuesta abajo o queremos que nuestra sociedad este bien influida? Para eso debemos partir de la base de cuáles son nuestros principios y de cómo nos nutrimos. Evidentemente el enemigo y quienes hacen estos programas telebasura son los que llevan cuesta abajo la sociedad. Vale aclarar que no toda la televisión es mal, hay cosas muy buenas y muy interesantes. Pero como cristianos tratemos de oponernos a ese tipo de televisión y buscar de transmitir buenos valores.

Sandra: Claro, si somos cristianos tenemos que tener un compromiso mayor en la selección de nuestras cosas. ¿O será que este tema de la telebasura es un área en la que no hemos dejado que el Señor obre? Proclamamos que Jesucristo es el Señor de nuestras vidas, pero sin embargo limitamos su papel de Señor a algunos momentos y no le permitimos que ordene nuestros hábitos.

Natalia: Si nuestra escusa es miro televisión porque tengo tiempo y no tengo nada que hacer. Pensemos que la Biblia nos habla mucho sobre invertir nuestro tiempo por esa razón quiero compartir con ustedes este texto de Amanda Sinisterra que se llama “A solas con Dios” y dice así “Tengo por costumbre aprovechar las oportunidades que se me presentan de quedarme sola en casa. Me acerco a Dios en oración y derramo mi corazón ante El en alabanza; le cuento mis penas, mis anhelos y mis triunfos, e intercedo por mi familia y por la iglesia. Es bueno alabar a Dios con los demás creyentes y, al hacerlo, debemos sacarle el mayor provecho. Pero es en la soledad donde podemos entrar en la intimidad con El. Es entonces que podemos decirle esas cosas que hay en lo más profundo de nuestro ser, y solo cuando se las contamos podemos sentirnos mejor. En la soledad con El podemos crecer, aprender y describir. Es a solas con El que podemos retomar fuerzas, levantar nuestras manos y enderezar las rodillas endebles para seguir enfrentándonos a las luchas y adversidades de nuestro diario vivir. Al estar a solas con Dios podemos de verdad sentirnos bien acompañadas y atendidas; pues es Él quien mejor nos conoce y sabe de que tenemos necesidad. Aproveche esos momentos preciosos cuando por cualquier circunstancia se desvela o este a solas. Cambie ese tiempo que aparentemente se ve negativo y conviértalo en una cita inolvidable en el Padre celestial. Así sus momentos de soledad serán gratas oportunidades de estar a solas con Dios”

Salud integral de la mujer

¿Conoces la historia de Daniel en la Biblia? Ante tantas adversidades ¿Cómo se mantuvo fiel?… queremos compartir algunos pensamientos sobre cómo sobrellevar las tempestades que la vida nos presenta día a día.


DESCARGARLO AQUI:
EA614 – Entre Amigas –
Salud integral de la mujer



Receta: Sopa de verduras – Menestra


Entrevista con el Dr. Jorge Patpatián

Sandra: Estamos con el Doctor Jorge Patpatian para hablar de una temática muy importante para todas las mujeres. El 28 de Mayo se recuerda el día internacional de la acción por la salud de la mujer. Así que queremos saber ¿Cuales son las acciones que se hacen para con salud de la mujer? ¿La mujer consulta habitualmente al médico? ¿Suele preveer? Y ¿Cuáles son las áreas de mayor necesidad en la salud de la mujer?

Jorge: Son muy importantes las preguntas que haces y muy amplias. Así que me gustaría comenzar con una introducción para ubicarnos en lo que es salud. No como solamente una mera ausencia de enfermedad, sino también un estado de bienestar. Un estado en el cual no sólo aspectos físicos entran en juego, sino también los estados espirituales, sociales y psicológicos de una persona. En este sentido tantos los hombres como las mujeres tenemos una responsabilidad. Pero si hacemos una diferenciación de género vemos que la mujer tiene más sensibilidad con el cuidado que merece su estado de salud, a diferencia del hombre. Generalmente la mujer es la que consulta primariamente, es la que se da cuenta, la que interioriza sus síntomas físicos y valoriza. Y consulta para prevenir y tratar de que no pase algo peor. Está claro que esto es en términos generales. En cambio el hombre cuando consulta lo hace porque ya está ocurriendo algo, porque está muy dolorido, no soporta más la situación o tiene miedo. No obstante hay varias aristas que tenemos que analizar cuando hablamos de la acción de la salud de la mujer.

Sandra: Me hace recordar a un libro que estoy leyendo hace un tiempo que habla sobre las diferencias de cómo pensamos mujeres y varones. Y hablaba que la mujer tiene una sensibilidad particular en cuanto a captar cosas con anticipación.

Jorge: Claro, es como una percepción aumentada de sí misma. Se da cuenta cuando se deprime, cuando está enojada o con ira. Se da cuenta cuando está débil, cuando tiene conflictos interpersonales. Es decir, percepciona más sus emociones y sentimientos. Es algo natural y que las diferencia en cuento a los hombres.

Sandra: En cuanto a eso tendría una mayor percepción a lo que podría ser riesgoso y consulta antes. Y aconseja a su familia a consultar.

Jorge: Claro, jerarquiza más sus síntomas, sus problemáticas internas. Eso tiene sus grandes ventajas. Podemos decir la famosa frase que no es lo mismo prevenir que curar. Esto no significa que todas las mujeres de todos los tiempos sean así. Cuando hablamos de salud, no sólo estamos pensando en los aspectos físicos sino también de cómo se siente una mujer, sobre qué piensa de sí misma, de cuáles son los sentimientos que pasan por su corazón y por su mente las 24 horas del día. Porque si uno no está bien consigo mismo, es muy difícil que pueda tener una salud saludable y beneficiosa para su vida. Por eso es muy importante no solo atender los aspectos físicos, sino también los aspectos psicológicos. El autoestima de la mujer, ¿Que es lo que piensa de sí misma?, ¿Cual es el valor que se asigna como persona?
Todas las personas, tanto hombres como mujeres, si no tenemos un concepto adecuado de nosotros mismos, vamos a estar más propensos a la enfermedad, al estrés, a la depresión, a la disminución de las defensas orgánicas, a un debilitamiento del aparato inmunitario, lo cual condiciona a una serie de factores pre-disponentes que pueden desembocar en enfermedades infecciosas, tumorales, degenerativas con mucho más frecuencia que a otras personas que tengan una autoestima mucho más saludable y adecuada. Esto no significa que debemos tener más alto concepto de sí del que debemos tener, sino por el contrario, la idea es tener un concepto adecuado. Yo no soy más ni menos que otra persona, a pesar de las dificultades económicas, sociales, culturales o discapacidades que pueda llegar a tener en mi vida, puedo sentirme bien y ser una persona de valor. Lógicamente como cristianos no podemos dejar de pensar que el valor que una persona tiene se lo da Dios. Él es el que nos valora a pesar de lo que somos. No por lo que tenemos, no por lo que hacemos, sino por lo que somos. Y aquellos que tenemos la certeza de que somos hijos de Dios tenemos esa seguridad absoluta que Dios nos valoriza como personas y como individuos.

Sandra: Que contraposición que hay, porque por un lado tenemos a la sociedad que aún hoy en día desvaloriza a la mujer. Y por otro lado Dios que en contraposición ha mostrado siempre un valor exquisito por la mujer y también por el hombre.

Jorge: Sin duda, yo creo que la sociedad aún discrimina a la mujer. Pero por otro lado sabemos que Dios ha revalorizado el concepto histórico que ha tenido la mujer. Jesús mismo ha demostrado su amor a muchas de las mujeres que le han seguido en los tiempos bíblicos y eso nos habla una vez más de la importancia que tenemos como cristianos de revalorizar a la mujer y de tratarnos con un plano de igualdad entre hombres y mujeres. Evidentemente nuestra sociedad no nos ayuda, a veces tenemos el concepto que la economía, la belleza o el aspecto físico de una persona son los que priman para tener un concepto adecuado de sí mismo.

Sandra: Te quería preguntar como médico y también como sexólogo ¿Cómo vive la mujer el deterioró en determinados años de su vida? Como por ejemplo en la etapa de la menopausia, donde puede ver que los años han pasado, que las fuerzas físicas caen, y los problemas de salud llegan.

Jorge: Claro, la sexualidad nos acompaña desde el momento que nacemos, hasta el final de nuestros días. Tantos los mujeres como los hombres tenemos una sexualidad que es inherente a nuestra vida, sin embargo la sexualidad no solamente está influenciada por factores físicos o sexológicos, sino que también existen factores culturales, sociales, personales y experienciales que controlan nuestra sexualidad. Y es así que la sociedad nos muestra que una mujer después de los 40 años ya esta vieja para muchas situaciones culturales, lo cual no es cierto, los estudios demuestran categóricamente que la mujer tiene su mayor potencia sexual después de los 30 años y algunos hablan que es más cerca de los 40 años. Por lo tanto esto contradice muchos de los conceptos que tienen las mujeres de su propia sexualidad.
La sexualidad de la mujer en general, podemos decir que, está influenciada sobre tres aspectos. El primero es lo que piensa de sí misma, estamos hablando del Autoestima. En segundo lugar de lo que piensa sobre su pareja y en tercer lugar de lo que piensa qué es el sexo. Lamentablemente para algunas personas hoy en día el sexo es algo avergonzarte, que produce angustia o tristeza. Esto es porque esas personas seguramente han tenido alguna experiencia negativa con respecto a la sexualidad.
Es importante revisar nuestros conceptos sobre estos temas porque influyen sobre la salud integral de la persona. Yo siempre digo que la sexualidad no es lo más importante para una persona, ni para el matrimonio. Para poner un ejemplo, es como el dinero, no es lo más importante en nuestras vidas, pero cuando tenemos problemas económicos, cuando no tenemos dinero para pagar las cuentas el dinero pasa a ocupar el primer lugar en nuestras vidas. Así pasa también con el sexo, no es lo primordial en el contexto de la vida conyugal, pero sin embargo cuando hay dificultades sexuales eso pasa a primer plano y repercute en todas las áreas de nuestra vida, sobrepasa nuestra autoestima, nuestro estado de ánimo, nuestro relacionamiento conyugal, con nuestros hijos, en nuestras labores. Por eso cuando hablamos de las acciones sobre salud integral es importante revisar nuestra sexualidad ya que solamente el 20% de las parejas hablan entre ellas de sus dificultades sexuales.

Sandra: También te quería preguntar ¿Hay un nivel de conciencia en las mujeres sobre el control para evitar o prevenir el cáncer de útero o de mama?

Jorge: Sí, cada vez, más porque los medio masivos de comunicación han ayudado ampliamente a promover acciones sanitarias de prevención.
Lamentablemente las patologías tumorales son frecuentes después de determinada edad. Pero también es importante prevenir todas las patologías y no solo las tumorales. Después de los 37 años los ginecólogos nos han enseñado que comienza una etapa, llamada Climaterio que es un proceso lento, paulatino, progresivo, es todo el conjunto de elementos que rodean la vida de la mujer y que son expresión de una disminución del capital estrogénico que tiene.
Entre los 37 años y hasta los 65 años, la mujer va sufriendo paulatinamente una disminución de los estrógenos, las hormonas sexuales femeninas. Eso hace que aparezcan ciertas patologías como por ejemplo la Osteoporosis, la hipertensión arterial, los problemas reumáticos, entre otros. Estos elementos vienen y son propios de una mujer que va sufriendo una disminución de su capital estrogénico.
Pero para prevenir debemos ir al médico, al ginecólogo, hacerse controles periódicos. A veces sóolo alcanza con hacer algún tipo de ejercicio, algún medicamento o cuidarse con la alimentación.

Sandra: Cuándo las mujeres tienen problemas de cualquier índole, ¿Lo pueden poner en oración?

Jorge: Si, sin duda. Los que somos cristianos sabemos del poder de la oración. De su eficacia, de los resultados positivos de la misma. Independientemente de nuestra fe, hoy hay estudios científicos que revelan los beneficios positivos para la salud que trae la oración. Varios estudios han señalado que aquellas personas que oran tienen factores positivos que aquellas personas que no se dedican a este ejercicio espiritual.

Cristianos audaces

¿Conoces la historia bíblica de Daniel? Ante tantas adversidades ¿Cómo se mantuvo fiel?… queremos compartir algunos pensamientos sobre cómo sobrellevar las tempestades que la vida nos presenta día a día.


DESCARGARLO AQUI:
EA613 – Entre Amigas –
Cristianos audaces



Receta: Pollo a la provenzal


Entrevista con Sandra & Natalia

Natalia: Hoy vamos a estar hablando de Daniel, un personaje bíblico que está en el antiguo Testamento. El libro de Daniel tiene una gran importancia en las profecías que se cumplirán aún el futuro. Hoy traeremos unos pensamientos sobre los primeros capítulos.
El libro de Daniel comienza contándonos que se encontraban bajo el reino de Joacim, rey de Judá. En esa época Nabucodonosor, rey de Babilonia, sitió Jerusalén y Dios se la entrego en sus manos.

Nabucodonosor eligió de la casa real judía a los mejores jóvenes y se los llevó a su palacio. Allí los dejaron al cuidado de un Eunuco (hombre que era castrado y estaba al cuidado de las doncellas del rey y administraba algunas de sus pertenencias). Es allí donde vemos ese pasaje tan conocido que Daniel propuso en su corazón no contaminarse con la comida del rey (porque eran dedicado a sus dioses) y comer verduras. Hicieron una prueba por 10 días para ver qué les pasaba. Esta narración la encontramos en el capítulo 1.
Tan solo 4 muchachos hicieron este desafío, estaban en una tierra extraña y hasta el nombre les cambiaron, pero no se olvidaron de su Dios, de ese Dios que habían aprendido desde chicos, y se mantuvieron fieles.

Sandra: Es interesante, porque a veces se dice que cuando una persona pierde la referencia geográfica o familiar, como que se desestabiliza emocionalmente, pero ellos pudieron aferrarse a Dios.

Natalia: Claro, habían quedado desprotegidos y eso tal vez haya activado el mecanismo de aferrarse mas a Dios. Y Dios no los desamparo.
Ellos se presentaron ante el rey, hablaron con él (Daniel 1:19) y la palabra de Dios nos dice que no fue hallado jóvenes como ellos. Ósea como Daniel, Ananás, Misael y Asarías. Eran los mejores estudiantes.

El tiempo fue pasando, pero un día el rey Nabucodonosor tuvo un sueño que lo hace despertar turbado, recordaba exactamente su sueño, así que consulta a los sabios del palacio, pero al no poder revelar lo que el Rey había soñado, Nabucodonosor hace un edicto de matar a todos los sabios y hechiceros. Al enterarse de esto Daniel y sus amigos buscan en oración a Dios para que les dieran a conocer que era lo que el Rey había soñado. En el capitulo 2:19 este secreto fue revelado a Daniel en una visión de noche. Daniel bendijo mucho al Dios del cielo y fue a contárselo al Rey antes que comenzara a matar a los sabios y hechiceros. El rey quedo maravillado, porque pudo ver el poder del verdadero Dios a través de Daniel. Nabucodonosor había desafiado a Dios, porque creía que había sitiado Jerusalén por su propia fuerza olvidándose que Dios era el que le había dado la victoria. Nabucodonosor fue uno de los grandores reyes de Babilonia y donde fue el tiempo de más esplendor.

Nabucodonosor termina humillándose ante Daniel, lo podemos ver el libro de Daniel 2:46 y 47 “Al oír esto, el rey Nabucodonosor se postró ante Daniel y le rindió respeto, ordenó que se le presentara una ofrenda incienso, y le dijo:—¡Tu Dios es el Dios de dioses y el soberano de los reyes! ¡Tu Dios revela todos los misterios, pues fuiste capaz de revelarme este sueño misterioso!” Aquí podemos ver cómo Dios obra a través de la vida de Daniel para llegar a personas tan importantes como lo era el Rey. Lo otro importante es que se salvaron de la muerte todos los sabios y hechiceros de la misma forma que Daniel y sus amigos. Más adelante la palabra de Dios nos cuenta otro episodio, lo podemos ver en el capítulo 3. A Nabucodonosor se le ocurre hacer una estatua de oro en honor a los dioses. Y se olvida de quien es el Rey de reyes y Señor de Señores, otra vez él se creer el mejor de todos. Así que manda llamar a todo el mundo para que se postren delante de esa estatua. Pero Daniel y sus amigos fueron fieles a Dios y no se postraron.

Aquellos sabios y hechiceros que habían sido salvadas por Daniel ante el rey, lo traicionan. Maliciosamente se acercaron al Rey a contarle que Daniel y sus amigos no se habían postrado. En Daniel 3:8-12 nos dice “Pero algunos astrólogos se presentaron ante el rey y acusaron a los judíos: —¡Que viva Su Majestad por siempre! —exclamaron—. Usted ha emitido un decreto ordenando que todo el que oiga la música de trompetas, flautas, cítaras, liras, arpas, zampoñas y otros instrumentos musicales, se incline ante la estatua de oro y la adore. También ha ordenado que todo el que no se incline ante la estatua ni la adore será arrojado a un horno en llamas. Pero hay algunos judíos, a quienes Su Majestad ha puesto al frente de la provincia de Babilonia, que no acatan sus órdenes. No adoran a los dioses de Su Majestad ni a la estatua de oro que mandó erigir. Se trata de Sadrac, Mesac y Abednego.” Nabucodonosor se enojó mucho y olvidó quienes eran esos jóvenes. Y los manda echar al horno de fuego.

Sandra: Yo pensaba que en esos sabios lo que primo fue el celo de haber interpretado el sueño del rey más que el agradecimiento por haberles salvado la vida.

Natalia: Siguiendo con la historia…Daniel y sus amigos fueron llevamos al horno de fuego y allí no les pasó nada. El Rey otra vez tuvo que reconocer nuevamente al verdadero Dios. Y lo podemos ver al finalizar el capítulo 3:29 y 30 “Por lo tanto, decreto que todo pueblo, nación o lengua que dijere blasfemia contra el Dios de Sadrac, Mesac y Abed-nego, sea descuartizado, y su casa convertida en muladar; por cuanto no hay dios que pueda librar como éste. Entonces el rey engrandeció a Sadrac, Mesac y Abed-nego en la provincia de Babilonia”
La vida de estos muchachos que sirvieron a Dios y confiaron en él nos inspira en los momentos de persecución que tenemos en nuestras vidas.

No solemos estar delante de un Rey siendo perseguidos pero hay momentos en nuestras vidas o en nuestras familias que podemos ser perseguidos por nuestras creencias. Romanos 8:28 dice: “Y sabemos que a los que aman a Dios, todas las cosas les ayudan a bien, esto es, a los que conforme a su propósito son llamados”
Esto nos da paz y tranquilidad. Pero no todas las cosas tienen un final feliz, no siempre nos libramos del horno de fuego, la Biblia nos da una muestra de lo que muchos sufrieron por causa del evangelio, en Hebreo 11:35 – 38 leemos “Las mujeres recibieron sus muertos mediante resurrección; mas otros fueron atormentados, no aceptando el rescate, a fin de obtener mejor resurrección. Otros experimentaron vituperios y azotes, y a más de esto prisiones y cárceles. Fueron apedreados, aserrados, puestos a prueba, muertos a filo de espada; anduvieron de acá para allá cubiertos de pieles de ovejas y de cabras, pobres, angustiados, maltratados; de los cuales el mundo no era digno; errando por los desiertos, por los montes, por las cuevas y por las cavernas de la tierra”. Esto me hace pensar en las promesas de Dios, esas promesas que seguramente estas personas tendrían en mente cuando sufrían, cuando eran perseguidos. Hoy en día tal vez no nos toca vivir esa situación, pero sí tenemos que pensar cuál será nuestro galardón. Tenemos que pensar en esa glorificación que Dios nos promete, en esa recompensa que nos habla 1ª Pedro 4:13 “Al contrario, alégrense de tener parte en los sufrimientos de Cristo, para que también sea inmensa su alegría cuando se revele la gloria de Cristo”.
Si pensamos en cuanto padeció nuestro Señor por nosotros, sabemos que podemos tener esas promesas de bendición. Hoy en día ( la mayoría de nosotros) tal vez no suframos tanto, pero podemos ser perseguidos con risas, burlas, entre otras cosas por nuestra fe. Así que los ¡ánimo! a no ser cobardes y seguir adelante. Al frente de la batalla porque el más fuerte está con nosotros.