La lucha contra el Ungido 2/3

Titulo: “La lucha contra el Ungido” 2/3
 

Autor: NorbertLieth 
Nº: PE1091

El segundo programa de la serie titulada ” La lucha contra el Ungido”. Un programa de Norbert Lieth en la voz del Pastor Herman Hartwich. En este caso se trata de la lucha de satanás con las cinco verdades que se trataron en el pasado programa.


Descargarlo GRATIS a su propio pc para tener o compartír con otrosPE1091.mp3



“La lucha contra el Ungido” 2/3

Querido amigo, Contra estas cinco verdades que recién escuchamos en nuestra introducción, se dirige la lucha de Satanás, quien domina a los pueblos. Dice la Palabra:“¿Por qué se amotinan las gentes, y los pueblos piensan cosas vanas? Se levantarán los reyes de la tierra, y príncipes consultarán unidos contra Jehová y contra su ungido, diciendo: Rompamos sus ligaduras, y echemos de nosotros sus cuerdas”

Según 2 Corintios 4:4, el“dios de este siglo”cegó los sentidos de los incrédulos. Y en Efesios 2:2 habla de la“corriente de este mundo”y del“príncipe de la potestad del aire”, quien“ahora opera en los hijos de desobediencia.”Nuestro mundo es influenciado por Satanás. Su lucha en todo esto, sin embargo, se dirige contra Jesús. Eso ya fue así durante el nacimiento del Hijo de Dios (Herodes hizo asesinar a todos los niños varones de hasta dos años de edad, en Belén y sus alrededores y eso se hace realidad también en la agitación actual del mundo contra Su segunda venida. La lucha de Satanás, también se dirige contra Israel, ya que él quiere que la prueba de la existencia de Dios en la tierra, desaparezca. Este forcejeo, terminará en Armagedón.

En la lucha contra Dios, Satanás utiliza dos entidades

También eso lo vemos en el Salmo 2:“¿Por qué se amotinan las gentes(‘paganos’), y los pueblos piensan cosas vanas?”. Por un lado, habla allí de los “paganos” y, por otro lado, de “pueblos”. Mientras la palabra “paganos” se refiere a las naciones, la palabra “pueblos” también puede significar las tribus de Israel, como es explicado en los Hechos de los Apóstoles, por ejemplo:El primer cumplimiento en los comienzos de la iglesia. Cuando Pedro y Juan fueron liberados, ellos llegaron al lugar donde se reunían los creyentes de la primera iglesia y les contaron como el concilio los había amenazado. En la oración hecha por la iglesia podemos destacar, entre otras cosas lo siguiente que voy a leer:“… Tú que a través del Espíritu Santo hablaste por boca de nuestro padre, tu siervo David diciendo: ‘¿Por qué se amotinan las naciones y pensaban cosas vanas los pueblos? Los reyes de la tierra se levantaron y los príncipes se reunieron contra el Señor y contra Su ungido.’ Porque en esta ciudad se reunieron en verdad contra tu santo siervo Jesús, a quien tú has ungido, tantoHerodescomo tambiénPoncio Pilatocon lasnacionesy con lospueblos de Israel, para hacer todo lo que tu mano y tu decreto han determinado de antemano que debería suceder”

Querido amigo, tanto la iglesia, como también los apóstoles Pedro y Juan, veían en los recientes acontecimientos de la crucifixión de Jesús, y de la consecuente persecución de los apóstoles, un cumplimiento del Salmo 2: 

· Herodes, como edomita, los herodianos, como partido, Pilato y sus soldados, todos ellos representan a las “naciones”.

· Los ancianos de los judíos, el sumo sacerdote, los fariseos, escribas y saduceos, son los “pueblos de Israel”. Con eso, la totalidad de la generación judía de esos tiempos, además de las naciones, son hechos responsables por su odio contra Jesucristo.

Todos ellos se habían unido en la decisión de crucificar al Ungido, es decir, al Mesías.

Querido amigo, regresamos y en segundo lugar veremosEl cumplimiento principal tiene que ver con la segunda venida de Jesús “al fin de los tiempos”.Con respecto a esto, otra vez citamos Salmos 2:1-3:“¿Por qué se amotinan las gentes, y los pueblos piensan cosas vanas? Se levantarán los reyes de la tierra, y príncipes consultarán unidos contra Jehová y contra su ungido, diciendo: ‘Rompamos sus ligaduras, y echemos de nosotros sus cuerdas.’”

Es alarmante pero cierto, que tanto los gentiles como también Israel, en el fin de los tiempos, tratarán de deshacerse de las ligaduras y de las cuerdas de Dios. Leemos de “amotinarse”, de “pensar”, de “levantarse” y de “consultar”, en el afán de deshacerse de Dios. Y en eso ya hemos avanzado. Como veremos a continuación, en la actualidad, verdaderamente vivimos “en el fin de los tiempos”.

Como primer punto lo vemosEntre las naciones

· El orden de la creación es despreciado. Se quieren despojar, se quieren arrancar, quitar y sacar de encima, todo lo que hace recordar a Dios, a quien se le debe rendir cuentas.

· Comenzó con el Siglo de las Luces que, como contragolpe de Satanás, siguió a la época de la reforma. En el Siglo de las Luces, se ponía el sentido común en el lugar de Dios.

· En nuestros días, se quiere quitar la referencia a Dios de nuestra legislación.

· En Francia se están sacando las cruces.

· La burla, el desprecio y la blasfemia, se vuelven cada vez más insolentes, cada vez se presentan con mayor liberalidad y se atreven a ir más lejos.

· La criatura, tal como en el tiempo del diluvio, es elevada por encima del Creador.

· “Bendición” y “casamiento” de homosexuales y lesbianas.

· Divorcios realizados con ceremonia eclesiástica.

· La teoría de la evolución es enseñada en las escuelas, aun cuando renombrados científicos ya se han pronunciado en contra de la misma.

· Abolición del cristianismo o difamación de los cristianos, tildándolos de fundamentalistas, en el caso de que ellos consideren a la Biblia como absoluta autoridad para todas las áreas de la vida.

· El verdadero cristianismo es abandonado a favor de una sociedad multi-religiosa.

· En medio de la rebelión contra Dios, molestan los judíos y los cristianos.

· El individuo ya no está dispuesto a dejarse transformar, a romper con el pecado. Por el contrario, quiere romper las ligaduras de Dios y quitarse Sus cuerdas.

Como segundo punto estimado amigo, o vemosEntre el pueblo judío.Con las palabras:“Rompamos sus ligaduras y echemos de nosotros sus cuerdas”se describe, entre otras cosas, la apostasía dentro del pueblo de Israel, el cual, después de todo, se compone de judíos regresados de la dispersión entre los pueblos.

La profecía bíblica no nos deja duda de que gran parte del pueblo judío se apartará en los últimos tiempos. Daniel 8:23, por ejemplo, dice:“… y al final de su reinado, cuando los apostatados hayan colmado la medida, se levantará un rey, de rostro duro y experimentado en intrigas.”Eso se refería, en primer lugar, al precursor del Anticristo, Antíoco Epífanes, pero tendrá su cumplimiento final en el Anticristo.

De la apostasía y del Anticristo leemos, entre otras, lo siguiente:“Nadie os engañe en ninguna manera; porque no vendrá sin que antes venga la apostasía, y se manifieste el hombre de pecado, el hijo de perdición, el cual se opone y se levanta contra todo lo que se llama Dios o es objeto de culto; tanto que se sienta en el templo de Dios como Dios, haciéndose pasar por Dios”. ¿Dónde ocurrirá la apostasía que llevará al Anticristo a sentarse en el templo judío? ¡En Israel! Con el futuro gobernador del mundo (labestiavenida del mar) Israel hará un pacto de paz. A través del mismo, le será posible al Anticristo sentarse en el templo.

La epístola de Judas trata, más que nada, de la seducción, de la burla y de la rebelión contra Dios en los últimos días. Seguramente, no carece de un sentido más profundo el hecho de que esta epístola sea la última del Nuevo Testamento, antes del Apocalipsis. Parecería que nos quisiera mostrar la situación en la tierra, como estará poco tiempo antes de la revelación de la ira de Dios y de la segunda venida de Jesús:“Pero vosotros, amados, tened memoria de las palabras que antes fueron dichas por los apóstoles de nuestro Señor Jesucristo; los que os decían: En el postrer tiempo habrá burladores, que andarán según sus malvados deseos”. Esto está escrito en Judas.

Unos pocos versículos antes, dice:“De estos también profetizó Enoc, séptimo desde Adán, diciendo: He aquí, vino el Señor con sus santas decenas de millares, para hacer juicio contra todos, y dejar convictos a todos los impíos de todas sus obras impías que han hecho impíamente, y de todas las cosas duras que los pecadores impíos han hablado contra él”

Querido amigo, querida amiga, nos encontramos en la próxima audición. Dios le bendiga.

La lucha contra el Ungido 1/3
La lucha contra el Ungido 3/3

Déjanos un mensaje!

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>