La actualidad de la antigua profecía 2/4

Titulo: “La actualidad de la antigua profecía” 2/4
 

Autor: NorbertLieth 
Nº: PE1033

Descubra a la luz de la palabra de Dios el presente y futuro de Israel. No se pierda este interesante programa.


Descargarlo GRATIS a su propio pc para tener o compartír con otrosPE1033.mp3



“La actualidad de la antigua profecía” 2/4

Querido amigo, hoy estaremos viendo la Profecía sobre el presente y futuro de Israel

En la historia de Jefté podemos reconocer la siguiente línea profética: 

En primer lugar, el camino hacia el Anticristo. En Jueces 11:5-6 leemos: “Y cuando los hijos de Amón hicieron guerra contra Israel, los ancianos de Galaad fueron a traer a Jefté de la tierra de Tob; y dijeron a Jefté: Ven, y serás nuestro jefe, para que peleemos contra los hijos de Amón.” Jefté mismo seguramente no es una imagen del Anticristo. Pero el comportamiento de Israel, permite ver proféticamente la situación de los tiempos finales. En aquel entonces los ancianos no dieron cabida a Dios, y eso mismo es lo que está sucediendo hoy en día. Esto conducirá a Israel directamente a las manos de un falso rey.

Cuando llegó el momento de luchar contra el enemigo, Israel confió en la “carne”. Depositaron su confianza en un hombre, buscaron un héroe valiente, un líder, que pudiese controlar la situación. Lo trágico es que ellos ya ni siquiera mencionaban a Dios. Esta imagen corresponde al presente de Israel, y también influirá sobre su futuro hasta llegar al Anticristo. Este será un “héroe” muy bienvenido que les llevará al triunfo. Será quien en el futuro asuma el gobierno de Israel y determine el curso político del país.

Desde la fundación del Estado hasta el presente, Israel no ha tenido en cuenta en ningún momento a su Dios. Tratan de resolver todo a la manera humana, mediante la política. Actualmente, tal vez, justo hayan encontrado un “héroe”, el presidente norteamericano George W. Bush. También en el futuro Israel procurará hallar “héroes”, grandes políticos: “Estos prominentes hombres de la UE y de EE.UU. pueden llegar a controlar nuestra situación; aparecerán, lucharán contra nuestros enemigos, los cuales nos quieren quitar nuestra tierra, y alcanzarán la paz.”

David Ben Gurion dijo, pocos años después de la fundación del Estado de Israel: “La unificación de Europa traerá la paz mundial.” No lo hará el Mesías venidero, no lo hará el Dios de Abraham, Isaac y Jacob, no, únicamente el poder político y los héroes políticos han de alcanzar la paz sobre la tierra. ¡Precisamente es esto en lo que Israel confía hoy! Una vista profética de esta situación la encontramos en Isaías 57: 

· Una imagen del arrebatamiento es ilustrada con las siguientes palabras: “… Perece el justo, y no hay quien piense en ello; y los piadosos mueren, y no hay quien entienda que de delante de la aflicción es quitado el justo. Entrará en la paz; descansarán en sus lechos todos los que andan delante de Dios” (Isaías 57:1-2).

· El camino de Israel hacia el Anticristo se nos presenta proféticamente de la siguiente manera: “Y fuiste al rey con ungüento, y multiplicaste tus perfumes, y enviaste tus embajadores lejos, y te abatiste hasta la profundidad del Seol” (Isaías 57:9). Israel envía sus mensajeros a Oslo (Noruega), a otras partes de Europa, a los Estados Unidos, y de aquí para allá alrededor de todo el mundo. Y, finalmente, este pueblo no se espantará de enviar a sus mensajeros hasta el mismo seol. Con tal de alcanzar la paz, Israel va a establecer un pacto con la muerte, con el Anticristo.

· El camino los llevará hasta allí, porque ya dejaron de preguntar por Dios: “¿Y de quién te asustaste y temiste, que has faltado a la fe, y no te has acordado de mí, ni te vino al pensamiento? ¿No he guardado silencio desde tiempos antiguos, y nunca me has temido?” (Isaías 57:11). ¿Este comportamiento acaso no concuerda con el presente del pueblo judío?

Estimado amigo, Israel busca atajos. En Jueces 11:12 leemos: “Y envió Jefté mensajeros al rey de los amonitas, diciendo: ¿Qué tienes tú conmigo, que has venido a mí para hacer guerra contra mi tierra?”

Jefté no tomó enseguida las armas, sino que trató de resolver la cuestión pacíficamente. A lo largo de la historia, desde la fundación del Estado en 1948, Israel siempre ha tratado en primer lugar de resolver pacíficamente, por medio del diálogo, los conflictos con sus enemigos. En varias oportunidades Israel ya ha enfrentado a sus enemigos. Pensemos en Ehud Barak quien hizo concesión sobre concesión con los enemigos de Israel. También bajo Ariel Sharon fueron liberados más de 300 presos palestinos con tal de alcanzar la paz. Pero, tal como en los tiempos de Jefté, esto no resultó en ninguna otra cosa que en guerra. En el futuro, Israel también accederá a ciertas demandas de los enemigos enviando mensajeros a todo el mundo para declarar: “¡Queremos la paz!” Pero sus enemigos siempre querrán guerra. Esto ya lo expresó el salmista con las palabras: “Yo soy pacífico; mas ellos, así que hablo, me hacen guerra”

Ya durante los debates de la ONU en 1947, cuando era cuestión de dividir a Palestina, los árabes amenazaban a Israel con la guerra (como antaño Amón), pero Israel a través de la ONU les estrechó la mano y buscó el diálogo. Sin embargo, inmediatamente después del plan de división por parte de la ONU, los árabes comenzaron la guerra. – La situación no ha variado hasta hoy en día.

Ahora veamos, estimado amigo, Las mentiras de los enemigos. En Jueces 11:13 continuamos leyendo: “El rey de los amonitas respondió a los mensajeros de Jefté: Por cuanto Israel tomó mi tierra, cuando subió de Egipto, desde Arnón hasta Jaboc y el Jordán; ahora, pues, devuélvela en paz.”

Los enemigos de aquel entonces tergiversaron la verdad. De la misma manera argumentan en la actualidad los enemigos de Israel, hechizando con esa mentira a todo el mundo. Ellos dicen: “Si lo que quieren es la paz entonces devuélvannos la tierra.”

Martín Lutero dijo respecto a la mentira: “La mentira es como una bola de nieve, cuánto más se la haga rodar tanto más grande se vuelve.” Un proverbio árabe dice lo siguiente: “Una mentira que sirva es mejor que una verdad que dañe.”

De Al-Ghazahli un maestro del Corán proviene la siguiente declaración: “He aquí la mentira en sí no es incorrecta. Si una mentira es la única vía para alcanzar un buen resultado es permitida. Por eso, debemos mentir con el fin de lograr la meta que Alá nos ha encomendado.” ¡¿Qué clase de “dios” es este Alá, que ordena que se mienta para alcanzar su meta?! El Dios de Israel prohíbe la mentira y el Mesías de Israel da testimonio: “Yo soy … la verdad “. Su palabra no se contradice y él nos guía a toda verdad.

Le espero estimado amigo para el próximo estudio Bíblico.

Que Dios le bendiga.

La actualidad de la antigua profecía 1/4
La actualidad de la antigua profecía 3/4

Déjanos un mensaje!

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>