¿Jesús realmente se atrasó? 2/2

Titulo: ¿Jesús realmente se atrasó? 2 /2

Autor: Samuel Rindlisbacher 
Nº: PE981

 

En un mundo lleno de problemasLa Biblia,y con ella el apóstol Pablo, no conoceconsuelo mejor para la iglesia de Cristo que la proclamación: ¡Jesús vuelve! En este mensaje encontramos la esperanza de una patria mejor.

 


Descargarlo GRATIS a su propio pc para tener o compartír con otrosPE981.mp3



¿Jesús realmente se atrasó? 2/2

Querido amigo, ¿sabía usted que existen comentaristas, e iglesias cristianas, que afirman: “”¡El cristiano ya no tiene que sufrir enfermedades!''? Ellos aseveran que es voluntad de Dios si a usted le va bien, si tiene éxito en los negocios, si es feliz en el matrimonio y tiene buenos hijos. Si ese es su caso, dé gracias a Dios. Pero de ninguna manera es la regla, sino que es regalo y gracia de Dios.

 

Esta clase de pregoneros e iglesias se fundamentan en versículos bíblicos tales como el siguiente: “Traed todos los diezmos al alfolí y haya alimento en mi casa; y probadme ahora en esto, dice Jehová de los ejércitos, si no os abriré las ventanas de los cielos, y derramaré sobre vosotros bendición hasta que sobreabunde”.

 

El que aferrándose a esta palabra sostiene que los hijos de Dios obligatoriamente tienen que ser absueltos de todo sufrimiento, desconoce que la Biblia también habla acerca de que todos – uno de una manera otro de otra – tenemos que pasar por mucha tribulación para entrar al reino de Dios .

 

¿Sabe querido amigo?…Debido a un trágico accidente la esposa de uno de nuestros misioneros quedó parapléjica. Se le dijo: “Dios no quiere que estés parapléjica, si con todas tus fuerzas crees en él, él te va a sanar…'' Este tipo de afirmaciones prueban una interpretación totalmente falsa de la escritura siendo además hirientes e impiadosas.

 

En Hebreos 11, se mencionan hombres y mujeres de fe que experimentaron cosas maravillosas con el Señor. Esto mismo pudo experimentar John Knox, reformador de Escocia. La reina de Escocia temía más a las oraciones de este hombre que al ejército inglés. Pero, en Hebreos 11, también se mencionan otros héroes de la fe que fueron conducidos por profundas dificultades. En la actualidad, encontramos estos héroes y heroínas de la fe en Sudán, Indonesia, Corea del Norte, China etc., cristianos que durante toda su vida han tenido que luchar contra el dolor y el sufrimiento. Si, hasta puede suceder que las casas de los cristianos sean arrasadas por una inundación. Los cristianos pueden pasar por las profundidades más oscuras, sin dejar de ser gigantes espirituales, héroes de la fe. Deberíamos tener siempre presente, que el sufrimiento, necesidad, problemas, “golpes del destino'' etc. nada tienen que ver con la pureza y consagración de la vida de un cristiano. Sin embargo, la manera en la que un cristiano logre lidiar con estos problemas puede ser un indicio de la calidad de su fe.

 

Nuestro mensaje no consiste en predicar suerte, éxito y un buen pasar. Mucho menos queremos brindar un consuelo barato, sino que en medio de las necesidades, problemas y tentaciones de la vida, presentamos a Jesucristo. Dios a veces permite que sucedan cosas que sobrepasan nuestro entendimiento y hasta nuestra fuerza psíquica. Allí se justifica la pregunta: ¿Por qué todo esto?

 

Para las cosas “”negativas'' en la vida de un cristiano existen diversos motivos que quisiera mencionar a continuación. No pretendo saberlos todos, hay cosas que no podemos ni explicar ni tampoco saber.

 

A mi entender, Dios a veces permite que sucedan cosas “”negativas'' para descubrir qué tan pura es nuestra fe. Mientras nos va bien, mientras estamos sanos, somos exitosos y tenemos hijos obedientes, no nos es difícil ser cristianos. Pero si nuestra vida atraviesa un valle (necesidades y derrotas espirituales o físicas, hijos desobedientes etc.) creo que Dios nos quiere preguntar: “¿Aún me amas a pesar de que las circunstancias sean adversas?''

 

Estimado amigo: A los cristianos se les puede derrumbar todo, pueden atravesar profundas necesidades espirituales y físicas, sí, hasta puede que todas sus pertenencias sean arrastradas por la corriente. No obstante un cristiano sabe: ¡Dios tiene todo bajo control! Él, el eterno, tiene mi vida en sus manos. Este Dios, que a cada estrella llama por su nombre nos dice: “Pues aun vuestros cabellos están todos contados. Así que, no temáis…''

 

Los cristianos, además, tenemos un ayudador, un apoyo y consolador, también en los momentos más difíciles de nuestra vida .

 

No dejemos que nadie nos quite este mensaje…

 

· ni aunque el mundo se venga abajo.

 

· ni aunque tengamos grandes necesidades en nuestra vida.

 

· ni aunque por los dolores ya no podamos abandonar ni la casa ni la cama y

 

· aunque el mundo nos considere chiflados.

 

Tenemos un mensaje de consuelo y esperanza. Y tenemos mucho más, pues un aspecto muy importante de nuestro mensaje dice: ¡Jesús vuelve!

 

No permitamos que nadie nos desvíe de este maravilloso aspecto de nuestro mensaje, pues si proclamamos el regreso del Hijo de Dios nos encontramos en la mejor compañía. Y recordemos: Hace ya 2000 años ese fue el mensaje de la iglesia primitiva.

 

Siempre que se predicó el Evangelio incluyendo el regreso de Jesús, la congregación era ardiente y estaba preparada para recibir al Señor. Como esperaban al Señor Jesús en cualquier momento, vivían acorde a esto. La proclamación “¡Jesús vuelve!'' fue durante toda la historia de la iglesia un llamado de alerta y de esperanza al mismo tiempo. Pero allí donde se comenzó a descuidar, desplazar y olvidar esta parte del mensaje cristiano la iglesia se adormeció. Ya no tenía ninguna sustancia, fuerza y autoridad espiritual.

 

Por algo el apóstol Pablo le escribe a la iglesia de Tesalónica la cual estaba pasando por necesidades: “Porque el Señor mismo con voz de mando, con voz de arcángel, y con trompeta de Dios, descenderá del cielo; y los muertos en Cristo resucitarán primero. Luego nosotros los que vivimos, los que hayamos quedado, seremos arrebatados juntamente con ellos en las nubes para recibir al Señor en el aire, y así estaremos siempre con el Señor. Por tanto, alentaos los unos a los otros con estas palabras.

La Biblia, y con ella el apóstol Pablo, no conoce consuelo mejor para la iglesia de Cristo que la proclamación: ¡Jesús vuelve! En este mensaje encontramos la esperanza de una patria mejor. Nosotros, los cristianos, no tenemos un mensaje que infunda temor ni que sea pesimista, y mucho menos difundimos pánico por el fin del mundo. Tenemos un mensaje con una respuesta veraz a las preguntas, necesidades y temores de nuestros tiempos. Tenemos mucho más que ofrecer que el barato consuelo: “¡Vamos arriba, todo va a salir bien!'' Nuestro mensaje, estimado amigo, es consuelo real, y esperanza real de que un futuro muchísimo mejor viene mañana. Queremos alentar a las personas a que busquen el perdón en Jesucristo y queremos despertar en ellas la esperanza del maravilloso futuro que nos espera con Jesucristo. Ese es nuestro mensaje para un mundo que vive en temor e inseguridad, una respuesta a las preguntas de nuestro tiempo.

¿Jesús realmente se atrasó? 1/2
La misteriosa lucha que lleva a la luz 1/2

Déjanos un mensaje!

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>