Artes Marciales

Título: Artes Marciales

Autor: WalterArbildi
No.: EA227

Descubra qué es lo que  está detrás de las Artes Marciales, escuchando este programa de Entre Amigas.

Una entrevista llena de información, testimonio y vivencias acerca de nuestro entrevistado Walter Arbildi.


  • RecetaQuiso de Pescado Italiano
  • PoemaHistoria de Eric Leidell 


 


Descargarlo a su propio pc para tener o compartír con otros:  
ea227.mp3 



 


Entrevista con Walter Arbildi 

Sandra: Queridas amigas, nos encontramos con un invitado nuevamente en este espacio de la entrevista me estoy refiriendo al Señor Walter Arbildi él nos está visitando, y bueno, es un tema muy especial el que le vamos a pedir a Walter, así que primeramente te doy la bienvenida y después vamos a entrar de lleno a este tema sorpresa.

Walter: Qué tal cómo andas? Muchas gracias por haberme invitado y estamos acá a disposición

Sandra: Es un placer para nosotros tenerte un profesor, ex profesor de artes marciales que nos estaba contando fuera de micrófonos que ha participado de un campeonato mundial, una persona que muchos años de su vida le dedicó a este tema. Y ese precisamente es el tema de la entrevista. En este día. Las artes marciales que son quizá un tema desconocido para los cristianos no muchos estamos familiarizados con ese asunto. Cuéntame un poquito Walter ¿Cómo tu te vinculaste con esto?

Walter: Bueno, empecé desde muy chico, a los 11 años había una academia frente a mi casa y empecé a practicar Judo y Taekwondo y estuve dentro del Judo, 2 años después me concentré más en el tema del Taekwondo y así estuve hasta los 27 años.

Sandra: Así es, vas progresando en este tipo de cinturones de colores.

Walter: Exactamente, vas teniendo una enseñanza, y a través de diferentes técnicas que vas aprendiendo y mejorando llega un tiempo mínimo que tienes que tener y ahí pasas a un examen y cuando salvas el examen, ahí tienes un grado más. Depende del arte marcial, los colores verdad? Pero todos llegan a cinturón negro.

Sandra: ¿Y tú a qué edad llegaste a ser cinturón Negro?

Walter: A los 17 años. Tenía 17 años cuando llegué a ser cinturón negro.

Sandra: Muy jovencito. ¿Y cómo fue que te fuiste perfilando para un campeonato mundial ¿

Walter: No es fácil son muchos años de entrenamiento pero la primer vez fue algo especial, fue algo medio de sorpresa porque no me lo esperaba. En esa época no habían muchos cinturones negros en Taekwondo y como que se fueron dando las cosas pero realmente estuvo bueno y fue una experiencia muy importante. Fui a Malasia en el año 1994 y realmente pude, dentro de lo que es el arte marcial, avanzar bastante porque aunque no me fue muy bien adquirí una gran experiencia.

Sandra: Sin dudas, el conocer también gente de otros países que practican la misma disciplina. Ahora el tema es así, tú participas de estos campeonatos vuelves a Uruguay, sigues practicando tu deporte pero en determinado momento te encuentras con Jesucristo.

Walter: Es verdad, en un momento de mi vida llegué a encontrarme con Jesucristo.

Sandra: Y cómo cambia esto, porque tu a esa altura ya eras profesor de artes marciales y tu enfoque acerca del tema ¿cómo es que va cambiando a partir de que sos cristiano?

 

Walter: Resulta que empecé a ver que hay cosas que enseñaban las artes marciales que no conocí con la enseñanza cristiana que nos dejó Jesús. Con lo que Jesús nos enseñó a través de la Biblia; hay cosas que comienzan a ser opuestas. A contraponerse. Entonces, empecé a ver que enseñanzas bíblicas como que Jesucristo es el camino se oponían al camino que son las artes marciales porque te explico. Todas las artes marciales tienen una terminología que termina en “Do” que significa camino, Taekwondo, Judo, Taekeedo, todas las artes marciales terminan en ” Camino ” que es el camino al perfeccionamiento. Pero Jesucristo nos enseñó que él es el camino. Entonces como que las artes marciales nos desvían a lo que es la persona de Jesucristo.

Sandra: De alguna manera nos plantea una verdad equivocada.

Walter: Es verdad cuando empiezas todo pinta muy lindo, o sea parece que todo está muy adecuado hay una enseñanza, hay una disciplina que está muy bien al principio. Pero después con el tiempo vas avanzando y se va colando ciertas cosas que no son de la enseñanza de Jesucristo, filosofía de la parte oriental, mismo el budismo y otras enseñanzas taoístas se van mechando y entonces dejan de lado realmente lo que es Jesucristo.

Sandra: Ahora, ¿el alumno llega a conocer este tipo de propuesta filosófico religiosa que hay por detrás? O es inocente ante todo eso porque tu me dices: Judo y no pienso en Separarlo y pensar que “Do” tiene un significado. Pienso que es una palabra entera JUDO, sin embargo me explicas esto y digo. ¿Cuántos sabrán esto?

Walter: Lo aprendes casi enseguida por lo general, te enseñan el significado Judo sería en Japonés y Taekwondo en Coreano. Pero como es algo tan natural pasa a ser tan inofensivo, al ser natural, al ser una enseñanza natural, pasa a ser desapercibida y no te das cuenta que realmente se te están colando cosas que realmente no son de Dios.

Sandra: Tiene algunos aspectos positivos esta disciplina?

Walter: Obviamente, la parte física, físicamente, las personas que pueden practicar artes marciales su condición Física mejora mucho. Todo lo que es la parte cardio – vascular, la parte respiratoria, la parte de coordinación, realmente se progresa mucho pero el tema está en la parte filosófica. Las enseñanzas que hay

Sandra: Bueno Walter, si te gusta la música entonces te invito a escuchar algo de música y luego sí seguimos con estas disciplinas que son tan comunes en nuestros países, sin embargo tienen toda una realidad que está por detrás y a la cual no accedemos tan fácilmente.

Sandra: Continuamos con Walter Arbildi que se encuentra con nosotros charlando acerca de las Artes Marciales, un tema tan común, cuántas madres dicen: Yo quiero enviar a mi hijo a que aprenda defensa personal por ejemplo ¿Tenías a algunos chiquitos?

Walter: Sí tenía, yo aceptaba niños a partir de los 5 años. Y algunos niños que tuvieran cierta condición que se pudieran quedar y que tuvieran cierta concentración de 4 años también. Las madres normalmente envían a sus hijos primeramente por problemas de conducta porque en sí el arte marcial disciplina ¿ no? El tema de tener un comportamiento dentro de lo que es el Shalmián. En Taekwondo sería Doshán, en Judo Dosho. Exige cierta disciplina entonces a los niños en cierta manera los apaciguaría. Dentro los apacigua, adentro muchas veces no.

Sandra: Pero está relacionado esto o sea empiezan a practicar artes marciales y en su entorno en su escuela en su familia y demás, ¿eso repercute en mayor agresividad? Por ejemplo.

Walter: No todos los niños pero hay niños que se concentran tanto que después no saben separa lo que está adentro o afuera y también eso va en la enseñanza que tengan depende de los instructores, eso es un tema muy delicado. Y más en este país, porque en este país no hay un control a nivel de gobierno sobre los instructores. Cualquier persona va, abre una academia y no hay ningún control. No se sabe si es un profesor calificado o no aparte de lo que sea el arte marcial que estamos hablando que tiene cosas que no son, que no condicen con la enseñanza cristiana, En este país no hay ningún control en cuanto a esto.

Sandra: Ahora cuando las madres, decíamos, piensan en que sus hijos vayan a practicar artes marciales están pensando muchas veces en el tema como tu dices en la disciplina pero también en la defensa. Quizá para las mujeres también es una opción si sale sola a la calle que esta mujer aprenda a defenderse las adolescentes cuando vuelven del liceo y demás. ¿Cómo de alguna manera el aprender defensa personal se puede ir colando en la filosofía?

Walter: Es de una manera muy natural y no es algo que veas que sea algo tan frontal toma lo acepta y le parece que está bien pero realmente un cristiano debería darse cuenta de que se están colando cosas, pero desde un principio, no es algo que desde un momento llegan a un grado y hay un giro total, es algo progresivo y muy natural. No te das cuenta, si no tienes una formación Cristiana y no estás leyendo la Biblia seguido, también se puede colar y no estás atento, y hay que estar velando ¿Verdad?

Sandra: Ahora,¿ te das cuenta de que hay una filosofía porque hilas fino y observas detenidamente o realmente el alumno que prosigue nivel por nivel, termina practicando otra religión que es una religión oriental?

Walter: Normalmente terminan practicando o solamente meditando, siendo tan solamente la concentración ya estás siendo parte de las enseñanzas budistas o de las enseñanzas taoístas de la meditación porque naturalmente vas llegando a eso inclusive se dice que para poder lograr una buen técnica y para ser bueno hay que tener realmente una mente SEM que es una mente que no piensa sino que actúa. Y para que realmente puedas tener buenos reflejos tienes que obtener un estado mental diferente, y para lograrlo hay que meditar.

Sandra: Sin embargo el Señor nos dice en su Palabra todo lo contrario ¿No es cierto?

Walter: Exactamente.

Sandra: Que nosotros razonemos, que nuestra fe sea pensada también, que no nos guiemos solamente por las emociones, y los sentimientos. Es como la filosofía opuesta, ¿No es cierto?

Walter: Exactamente, lo que enseñan las artes marciales va muy paralelo a la filosofía de tener una mente que en ciertos momentos no piensa y que solamente actúa. Y Jesucristo nos enseñó a que no. A que debemos estar velando en todo tiempo para que el enemigo no gane ventaja. ¿Verdad?

Sandra: Tu me decías Walter que con la defensa personal, algunos movimientos que se hacen o si se combinan movimientos tienen determinados significados en la filosofía oriental ¿Cómo es esto?

Walter: Es verdad. Todas las artes marciales tienen cierta; para pasar de grado por ejemplo tienen Kataf, en carate; en taekwondo son tules, y esa combinación de técnicas.

Sandra: Esto que me estas mencionando en otro idioma, son combinaciones de movimientos?

Walter: Sí, son movimientos pre – establecidos que tienen un nombre, por ejemplo, este nombre es de quien introdujo el budismo en Corea en el año 1500 antes Cristo por ejemplo. Entonces está hablando de monjes, está hablando de patriotas Coreanos, Japoneses que están muertos y es una manera de estar adorándolos también. Porque todos estos movimientos van encadenados de una manera donde siempre es el mismo movimiento y donde se está representando o adorando a esta persona o a este monje o a lo que sea ¿no?

Sandra: Siempre cuando alguien va a aprender defensa personal una gran excusa o un gran argumento es que lo bueno de las artes marciales es que la persona se domine y que no lo utiliza para atacar sino para defenderse. ¿Esto es así? ¿Esto tiene que ver también con alguna filosofía?

Walter: No siempre es así. No siempre es así porque he visto a muchas personas que pasan muchos años practicando y al momento cuando se van a defender, no solamente se defienden sino que avanzan a más ¿verdad? , entonces ya no es controlado. Es un tema muy delicado y no todo el mundo logra poder controlarse. Y eso no es porque no tengan dominio propio si porque hay cosas del enemigo que están entrando, que se están colando y que realmente hacen que las personas pierdan los estribos y que no sepan. Entonces es muy difícil que las artes marciales realmente controlen a una persona.

Sandra: Cómo es esto de los niveles? Vos me decías que hay niveles, por ejemplo, en el yoga y te vas involucrando cada vez más. O también supongo que en las demás artes tienes determinados niveles y también niveles de compromiso con la forma del pensamiento oriental.

Walter: Sí cada vez más que vas avanzando obviamente estás aprendiendo más te estás interiorizando más de lo que es la cultura japonesa o coreana u oriental, vamos a decir…

Sandra: … y la vas aceptando…

Walter: y la vas aceptando no? Lo vas haciendo como si fuera propio. Poco a poco lo vas haciendo parte de tu vida. Muchas veces una pregunta que te hacen para pasar un examen, te preguntan ¿Qué es para ti el taekwondo? Y dicen algunos, es una forma de vida.

Sandra: Claro, eso afecta tanto de nosotros, no es solamente un deporte sino que afecta toda la vida.

Walter: Claro afecta la vida, hay que entender que la defensa personal no solo puede ser tomada como un deporte sino que termina convirtiéndose en una forma de vida. Para mi era una forma de vida. Yo entrenaba, en épocas altas 7 veces al a semana 4 o 5 horas. Forma parte de tu vida, realmente.

Sandra: Sin embargo tu vida cambió. Vamos a hablar luego en el próximo bloque cuando escuchemos algo de música.

Sandra: Así es amigas, ya nos encontramos en la última parte de la entrevista de este día, con Walter Arbildi el se encuentra, actualmente desempeñándose en una imprenta trabaja, está casado con Erica. Pero en su vida pasada, parte de ella como nos decía en el bloque anterior eran las artes marciales. ¿Por qué plantea una diferencia tan grande el cristianismo para ti con referencia a lo que eran las artes marciales? ¿Me puedes hacer un paralelismo de cuáles son los puntos principales y las referencias Walter?

Walter: Muy bien, en las artes marciales una propuesta es por ejemplo el dominio propio o auto control verdad? Basados en nuestro mismo esfuerzo en nuestra misma perseverancia cosa que fallamos y no lo vi sólo en mi sino que vi en gente que estaba más avanzada que yo que muchas veces fallaba y cuando fallaste quedas vacío quedabas mal y muchas veces no tenías solución. En cambio Jesucristo nos dijo que si confiábamos en él y si teníamos nuestra esperanza puesta en él íbamos a poder tener dominio propio. Y si nos equivocamos tenemos a través de Jesucristo el perdón de pecados para con el Padre ¿Verdad? Y esa manera es una manera de diferenciar bien que no hay dominio propio sino es a través de Jesucristo.

Sandra: En el crecimiento Cristiano no tenemos un límite, digamos porque nuestra meta es parecernos cada vez más a Jesucristo y eso es una meta altísima. Pero entonces podemos ir creciendo en relación con él y demás. ¿Cómo hacen ustedes, cuando van en su carrera, bueno, tu no porque ya no estás ahí pero quienes practican las artes marciales, practican su carrera, van creciendo, ganan sus cinturones, sus medallas. Pero hay un tope, me imagino.

Walter: El tope es humano.

Sandra: Ahí está! Y qué pasa con las personas ¿se frustran?

 

Walter: Y se frustran, de cierta manera también eso a mi me pasó porque cuando termino el campeonato mundial de Rusia después de haber entrenado tanto y a pesar de no haber ganado nada si al haber entrenado, sientes un vacío y te dices: ” y ahora qué”, siempre hay otro campeonato, siempre hay otro examen pero hay un momento en el que te das cuenta relamente que tienes un vacío que hay cosas que tienes que buscar un próximo campeonato un próximo cinturón o algo más para que te llene.

Sandra: Y si tienes la desgracia de que tienes un problema físico y ya no puedes practicar el deporte sin dudas se te derrumbaría el mundo.

Walter: Sí, se te derrumba el mundo. Esto les pasa mucho a los que practican estilo Elite, a los que practican deporte después de pasar una competencia tan grande como una Olimpiada o un mundial, si no pueden seguir practicando tiene un bajón muy grande. Pero en las artes marciales el tema del bajón es más grave porque hay cosas que están de otro lado de parte del enemigo que influyen mucho, verdad?

Sandra: Satanás está haciendo su obra, allí, detrás con mucha astucia. La idea es haberte abierto los ojos un poco más, a ti mi amiga que estás escuchando porque son cosas comunes que están en nuestro medio en nuestro mundo, la gente consulta, va a practicar manda a sus hijos, pero a veces no sabemos que hay una filosofía por detrás. Con esto queremos eso, Abrirte los ojos y que tu puedas tomar tus propias conclusiones de qué es lo que quieres para la vida de tus hijos o la vida personal. En el caso de Walter fue una muy buena elección, él tuvo un cambio de vida, ahora sí se llenó ese vacío y nos alegramos mucho Walter que estés bien y en el camino del Señor Jesucristo porque sabemos que tu calidad de vida ha cambiado muchísimo a pesar de que ahora no practicas el deporte que practicabas antes así que muchas gracias por tus comentarios y te deseamos que Dios te bendiga ricamente.

Walter: Muchas gracias a ti Sandra y que el Señor realmente te bendiga, y sólo resta decirles a nuestros amigos que oren a Dios y que presten atención con lo que están llevando a sus hijos.

Mediación y Negociación
Un Testimonio Conmovedor

Déjanos un mensaje!

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>