Indiferencia frente a Siria

IMG_032b_SiriaSi en Israel se cae una bolsa de arroz, el mundo entero grita. En occidente hay gente que sale a la calle a hacer manifestaciones contra la única democracia del Cercano Oriente. Es sorprendente, sin embargo, la indiferencia, tanto de la sociedad secular como también de la cristiana del occidente, cuando se trata de la inconcebible aflicción de la gente en Siria. Carsten Luther dijo en una nota en Zeit Online: “La violencia en Siria no le opone nada a nadie, los terroristas no necesitan temer nada. Los crímenes inhumanos de esa guerra no suceden a escondidas, sino ante los ojos de todos.

Personalidades e instituciones en quienes en un tiempo se confiaba para evitar tales atrocidades, no logran nada.” ¿Por qué sucede esto? ¿Y por qué los europeos son tan apáticos cuando se trata del sufrimiento de los sirios? La respuesta de Luther lo pone al descubierto: “Ellos no pueden mostrar compasión por los hombres, mujeres, y niños inocentes, simplemente porque al lado de ellos mueren extremistas que también asesinan y atormentan.” Como periodista, Luther tampoco tiene respuesta a las atrocidades, pero opina, diciendo: “Solamente deseo que esta gente no sea olvidada, y que nosotros aprendamos algo de su suerte, y lo más rápidamente posible.” La pregunta que nos debemos plantear nosotros, los cristianos, es: ¿Lloramos con los que lloran en Siria? ¿Oramos por ellos? ¿O será que esos acontecimientos no nos conmueven por ser ‘solamente’ un conflicto musulmán?

Equipo Editorial
Llamada de Medianoche

Déjanos un mensaje!

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>