¿El cristiano tiene la obligación de dar el diezmo?

La Biblia nos muestra que no se trata de algo recién impuesto por la ley. Muchos años antes Abraham ya dio el diezmo (Gn.14:20) lo mismo que su nieto Jacob más tarde (Gn.28:22). Ambos lo dieron voluntariamente sin algo o alguien que los obligara. Lo dieron por amor al Señor reconociendo que todo lo habían recibido de Él, y por lo tanto El también se merecía su reconocimiento. Recién después en el tiempo de Moisés llegó a formar parte de la ley. En Malaquías en el capítulo 3:10 exhorta a probar al Señor si no bendecirá mucho más al dar el diezmo.

A pesar de que en el NT no aparece el mandamiento del diezmo, sí se habla de ofrendas regulares. Si vemos que en el AT viviendo bajo la ley daban el diezmo, nosotros que fuimos rescatados por la preciosa sangre de Jesucristo con mucha más razón deberíamos dar aún más que esto. Es aconsejable proponerse, dar al Señor cierto porcentaje de lo que se gane. Si no lo hacemos así rápidamente llegamos al punto de darle al Señor lo que sobra, si es que sobra. Yo y muchos otros lo han probado y pueden dar testimonio que en vez de empobrecer, el Señor nos bendice enormemente, aunque no siempre sólo en lo material, sino y especialmente en lo espiritual, que es lo más importante. Pero lo debemos dar con alegría, no forzados, porque si no no tiene sentido y Dios no lo valora.

Volver

¿Cómo se debería organizar una célula de oración en casa?
¿Está bien adaptar la opinión por amor a la paz y para quedar bien?

Déjanos un mensaje!

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>