¿La conversión arregla todo y fácil?

Pregunta: ¿Es realmente tan fácil hacerse cristiano? ¿Es así que solamente hay que confesar los pecados y pedir perdón y – no importa la gravedad del delito – uno es librado en seguida de todas las culpas y todos los compromisos? ¿Se puede anular tan fácilmente toda la culpa (fraudes, ofensas, perjuicios, mentiras) contra la gente que nos rodea?

Respuesta: Es claro que si un hombre es convencido de su pecado por el Espíritu Santo, no solamente debe confesarlo a Dios, sino también reparar lo que sea posible si ha pecado contra otras personas. Leemos por ejemplo de Zaqueo en Lc. 19:8, cuando recibió a Jesús en su casa: "He aquí, Señor , la mitad de mis bienes doy a los pobres; y si en algo he defraudado a alguno, se lo devuelvo cuadruplicado." Pero si una reparación material no es posible, entonces la vida nueva, que es purificada por la sangre del Cordero de Dios, Jesucristo, debe ser un testimonio y una bendición, de manera que donde antes había maldición y oscuridad, se produzca a través del pecador arrepentido luz y fruto que permanece, y esto también frente a aquél o aquellos contra quienes o quien ha pecado.

Volver

¿El quebrantamiento es un requisito para la conversión?
¿Mi nombre puede ser borrado del Libro de la Vida?

Déjanos un mensaje!

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>