¿Como resolvió David sus problemas? – parte 2

Título: ¿Cómo resolvió David sus problemas?

Autor:  Samuel Rindlisbacher  PE1328



Descargarlo para tener o compartir con otros: pe1328.mp3




El trato de David con las dificultades

David resolvía sus problemas, ya fueran por culpa propia o no, encomendándose a Dios. También el Salmo 55 muestra la misma solución a los problemas. Encontramos su trasfondo histórico en los capítulos 15 hasta el 18 del segundo libro de Samuel: Absalón, el hijo de David, tomó el poder por un golpe de Estado. David estaba huyendo. Su propio hijo no solamente quería la corona, sino que incluso quería matar a su padre. Además, uno de los amigos de David había pasado al frente de los rebeldes. En la huída, David fue puesto públicamente en ridículo, fue bombardeado con piedras y colmado de maldiciones. ¿Cómo reaccionó David en esta situación?

En primer lugar calló.

 Aunque estos acontecimientos indignantes dejaron atónito a David, él sabía que él mismo era culpable de esta situación, que era la consecuencia de su pecado. Por eso, cuando los siervos de David quisieron hacer callar al lanzador de piedras, David les ordenó:„Dejádlo que maldiga, pues Jehová se lo ha dicho”(2 Sam. 16:11). David era conciente de que Dios había permitido esta aflicción. Por eso, no se resistió contra ella. Y nosotros, ¿también podemos aceptar las pruebas, así como David lo hizo?

David hizo de sus angustias una oración.

¿Cómo procedió? Oró fervorosamente:„Escucha, oh Dios, mi oración, y no te escondas de mi súplica. Está atento, y respóndeme”(Sal. 55:1-2). David contaba con que Dios lo oía y lo veía, conocía su situación y estaría a su lado ayudándole. ¿Cómo actúas tú en tales situaciones de aflicción? ¿Enseguida levantas el tubo del teléfono para contárselo a otros, o primero te desahogas delante de Dios? En el Salmo 62:9 David nos invita:„Esperad en él en todo tiempo, oh pueblos; derramad delante de él vuestro corazón; Dios es nuestro refugio.”

David es sincero frente a su situación.

No se avergüenza de admitir que le va mal:„…me conmuevo, a causa de la voz del enemigo, por la opresión del impío; porque sobre mí echaron iniquidad, y con furor me persiguen. Mi corazón está dolorido dentro de mí, y terrores de muerte sobre mí han caído. Temor y temblor vinieron sobre mí, y terror me ha cubierto”(Sal. 55:3-6). David estaba a punto de sufrir un colapso nervioso, un sudor frío le corría por la espalda.

David hubiera deseado escaparse y olvidar todo.

¡Qué lindo hubiera sido poder hacer eso: subir a un avión, disfrutar del sol y del mar, y simplemente desconectarse! Por eso, David escribió:„¡Quién me diese alas como de paloma! Volaría yo y descansaría. Ciertamente huiría lejos; moraría en el desierto. Me apresuraría a escapar del viento borrascoso, de la tempestad”(Sal. 55:6-8). Pero en los problemas verdaderos, la isla solitaria no nos trae la solución. Tampoco lo hacen las tabletas y el alcohol. ¿Qué hacer entonces?

¡Toda la frustración, el enojo y el odio tienen que salir!

David sabe que tiene que enfrentar la situación. Las falsas escapatorias no sirven, pues solamente llevan a otro callejón sin salida. Por eso, sigue escribiendo:„Destrúyelos, oh Señor; confunde la lengua de ellos; porque he visto violencia y rencilla en la ciudad. Día y noche la rodean sobre sus muros, e iniquidad y trabajo hay en medio de ella. Maldad hay en medio de ella, y el fraude y el engaño no se apartan de sus plazas. Porque no me afrentó un enemigo, lo cual habría soportado; ni se alzó contra mí el que me aborrecía, porque me hubiera ocultado de él; sino tú, hombre, al parecer íntimo mío, mi guía, y mi familiar; que juntos comunicábamos dulcemente los secretos, y andábamos en amistad en la casa de Dios. Que la muerte les sorprenda; desciendan vivos al Seol, porque hay maldades en sus moradas, en medio de ellos”(Sal. 55:9-15). David necesita algo como un caño de escape. Por eso se arrodilla y suelta todo el vapor, dirigiéndose a Dios con todo su enojo. ¿Conoces este estado, cuando sientes en ti la efervescencia, el ardor y la presión? ¿Cómo lo manejas?

David se desahogó clamando a Dios:„En cuanto a mí, a Dios clamaré; y Jehová me salvará. Tarde y mañana y a mediodía oraré y clamaré, y él oirá mi voz”(vv.16-17). ¿Por qué empieza por orar en la tarde? Porque no se duerme bien cuando hay presión, y un corazón excitado no encuentra descanso. Cuando los ojos no encuentran el sueño por los problemas, uno necesita un caño de escape. Y existe solamente uno que realmente sirve, y además, no tiene ninguna contraindicación para la salud: la oración. Por eso, ¡haz una oración de tus aflicciones y pruebas!

A pesar de las circunstancias difíciles, David no se dejó desconcertar.

Él había envejecido. Huir era cansador, y esto llegó en un momento inoportuno, ya que él se había acostumbrado a la cómoda vida del palacio. En el camino fue bombardeado con piedras y colmado de maldiciones. Sentía la muerte en su nuca. Sabía que lo esperaban el calor del desierto, las noches frías, y el hambre. Incluso su amigo lo había traicionado. Todo estaba en su contra.

Sin embargo, David había experimentado ya tantas veces la ayuda del Señor en su vida que, a pesar de todos los contratiempos, pudo escribir:„Echa sobre Jehová tu carga, y él te sustentará; no dejará para siempre caído al justo. Mas tú, oh Dios, harás descender aquéllos al pozo de perdición. Los hombres sanguinarios y engañadores no llegarán a la mitad de sus días; pero yo en ti confiaré”(Sal. 55:22-23). Con esto David quiso decir: „Señor, yo puedo estar tranquilo; puedo confiar en ti, Señor, porque sé que tú tienes la solución a mis problemas. Independientemente de mi situación, yo sé que Tú Señor, cumplirás tu propósito en mí.” Y de la misma manera, también tú puedes orar: „¡En ti confiaré, Señor!”

Crema de avena al caramelo

Crema de avena al caramelo 

Ingredientes

G 1 litro de leche

G 1/3 de taza de avena

G ½ taza + 2 cucharadas de azúcar

G 2 huevos

G 1 cuch. De vainilla

G 150 grs. De galletitas dulces molidas

G ½ taza de azúcar para preparar caramelo

Modo de preparación

Se hierve durante 5 minutos la leche con la avena y dos cucharadas de azúcar. 5 minutos hirviendo. Aparte se baten los huevos con media taza de azúcar con la vainilla. Se le agrega la mezcla de Avena a la del Huevo revolviendo siempre para que se integre bien y quede sin grumos luego se vuelve todo a la olla. Se deja en el fuego durante 2 o 3 minutos para que se cocine bien. Se cubre una fuente de mesa con la galletita molida, y se verte encima la crema de avena. Luego se chorrea con caramelo, luego se deja enfriar y se sirve.

María de Betania

Título: María de Betania

Autor:  Elí Morales  Nº ea334

En este programa de Entre Amigas, analizaremos la vida de María de Betania de la mano de Elí Morales, maestra en un colegio evangélico. Descubra las características de esta increíble mujer


Descargarlo para tener o compartir con otros:EA334.mp3



receta: timbal de zapallitos dieteticos


Entrevista con Elí Morales

Sandra: Muy bien amigas hemos llegado ya al momento de la entrevista siempre importante para nosotros para poder recibir poder recibir algunas en el living de su casa otras en el comedor de sus casa no se los que iban en el auto no se van a poder posicionar de esta situación pero nosotros acá en estudios recibimos a la maestra Elí Morales no es la primera vez que nos visita y le queremos dar la bienvenida, qué tal Elí?

Elí: Muy bien y tú como estás Sandra?

Sandra: Bueno muy bien, muy contenta de tu visita, que otra vez hayas venido a esta casita de Entre Amigas queremos conocer sobre este Estudio que has estado realizando sobre las mujeres de la Biblia de quién nos vamos a ocupar ahora?

Elí: Hoy vamos a hablar de María de Betania una mujer que fue muy contemplativa cariñosa, una mujer que supo discernir, qué era lo mejor, que tiene varias cualidades dignas de considerar y de imitarla no?

Sandra: Para las oyentes que de repente no leen la Biblia habitualmente podríamos decirles dónde buscar para poder aprender un poquito de María de Betania.

Elí: Bueno, pueden encontrarlo en el Evangelio de Lucas, capítulo 10 versículo 41, en el evangelio de Juan Capítulo 11 versículos 28 y 29, y 32 y también en Juan 12 1 al 8, Mateo 26 del 6 al 13 y en Marcos en el capítulo 14, del 3 al 9.

Sandra: Bien una historia o datos de esta mujer que aparecen en los diferentes evangelios, entonces.

Elí: Si, María vivía en Betania que era como una aldea en su hogaran muy especial, eran muy hospitalarios, eran los amigs de Jesús, Allí Jesús pasaba con sus discípulos, tenían sus tiempos juntos y siempre cuando uno oye hablar de María, se dice que ella supo elegir la buena parte. Una de sus características es que ella se sentaba y estaba a los pies de Jesús era una mujer con Sed espiritual Verdad? Demostraba de esa manera también su amor, y como dije al principio, era una persona que supo discernir tenía una gran necesidad espiritual, y fue a la fuente adecuada para buscar saciar esa sed. El hecho de que ella se sentara a los pies de Jesús nos demuestra su humildad, su actitud reverente, y también la contemplación de sus persona, de sus dichos, meditándola, era una persona confiada, afectuosa, por algo que también vamos a ver de ella, como le demostró su amor y con la unción que realizó.

Sandra: Cuando tú dices que eran amigos de Jesús te estás refiriendo a María y quiénes mas?

Elí: María en su hogar era ella, su hermana Marta que tenía características opuestas, no significa que no amara a Jesús y que no le sirviera pero eran dos hermanas muy diferentes como lo son los hermanos era muy laboriosa, inquieta siempre estaba con los qué haceres y de Lázaro aquél que Jesús resucitó no? El hogar estaba integrado así, por esos 3 hermanos y por lo menos es lo que se menciona en la Biblia.

Sandra: Lázaro por quien Jesús lloró no?

Elí: Por quién Jesús lloró.

Sandra: una persona muy apreciada por Jesús esto lo demuestra esa actitud que él tuvo en esos momentos. No?

Elí: Y podríamos ahora considerar la vida de María? Pensar en 3 momentos, en eso que dijimos al comienzo, que ella eligió la buena parte, la tristeza de María, la tristeza de María que eso fue en el momento de la pérdida de su hermano, y después para finalizar el sosiego, y la devoción de María con Respecto a Jesús.

Sandra: Bien, vamos a ir viendo estos diferentes aspectos entonces en esta meditación en esta reflexión sobre María de Betania pero me parece bien interesante escuchar algo de música si te parece Elí, asi que te voy a invitar a esta Pausa Musical y después venimos entonces con todos los detalles de esta mujer.

Sandra: Continuamos amigas luego de la pausa musical y estamos compartiendo esta entrevista con la maestra Elí Morales y en este caso estamos hablando de una mujer de la Biblia, María de Betania bueno, estamos ya dispuestos a aprender más acerca de esta mujer, no sé si vamos a aprender de sus condiciones de sus aptitudes de su forma de ser, qué aspectos vamos a conocer Elí?

Elí: Pienso que vamos a conocer de todos esos aspectos porque se da de forma integral en ella no? Vamos a pensar primero que ella eligió la buena parte, ella tenía el don de saber escuchar algo que me parece que en estos tiempos necesitamos mucho. Saber escuchar, saber escuchar a los demás, saber escuchar a Dios. En la disposición en la actitud adecuada. Era una mujer sumamente tranquila, contemplativa, como dije anteriormente tenía sed de Dios, y para poder suplir esa sed se sienta humildemente a escuchar a Jesús.

Sandra: Es interesante porque si uno se ubica en los tiempos, creo que hoy la gente es casi toda como Marta no? Como afanada ansiosa, como preocupada de tratar de hacer, hacer y hacerpara mostrar a los demás y bueno se ven pocas personas como María no?

Elí: Ella estaba totalmente ajena a todo ese estado de nerviosismo y de tensión y el afán que caracterizaba a Marta. Ella era distinta no y vemos que en la vida cristiana nosotros tenemos que aprender a escoger a menudo, no entre por ejemplo lo malo y lo bueno ni entre el pecado y la virtud, sino entre lo bueno y lo mejor. Y ella fue una mujer que supo elegir lo mejor. Eso es algo que aprendemos de Maria

Sandra: La buena parte como se dice.

Elí: Ahí está! Ella, pasando al segundo aspecto, a la tristeza de María, cuando está acongojada por la pérdida de su hermano, la congoja es un impacto verdad? Que nos afecta y puede ser mortífero y puede afectarnos y llevarnos a desequilibrios importantes. Emocionales y hasta repercutir físicamente en nosotros. En nuestro relacionamiento, en perturbarnos. Ella no tuvo eso, entonces podemos aprender que si sufrimos este mal es porque nosotros no hemos sabido elegir como supo elegir María. En situaciones de Prueba ella aprendió que la fe en Dios y la comunión íntima con Dios son el mejor antídoto contra la congoja. Y recuerdo en este momento el Salmo que dice que la comunión íntima de Jehová es con los que le temen. Con los que lo respetan, con los que lo reverencian. Y ya vamos entrando ahí en la segunda, digamos característica, estamos ya cuando ella está enfrentando el dolor y vemos que lo hace con dominio propio que es templada, que es con cordura, ella actúa cuando Marta le dice que había llegado Jesús, después de haber dejado 3 días como lo dejó el cuando le avisaron de Lázaro, Jesús dejó pasar todo ese tiempo porque era para que se manifestara la Gloria de Dios. Y hay 3 momentos en María. Oye de Jesús, va hacia donde está Jesús y se derriba frente a sus pies no? Otra vez vemos esa actitud de Humildad y allí derrama su dolor, y expresa, si tu hubieses estado, no habría muerto mi hermano. Ahí vemos la confianza que ella tenía en Jesús. Todo esto lo lleva al ver ese sufrimiento con personas tan queridas y tan amadas, y lo vemos a Jesús como se identifica con su dolor y vemos que dice Jesús lloró. En ese momento. Y ahora podríamos pasar al otro aspecto de la vida de María que frente a otra situación de dolor, a pesar de todo eso vemos en ella sosiego, devoción y luego de esa experiencia que vimos de la resurrección que Jesús resucitó a su hermano que debe haber sido algo muy movilizador como decimos ahora…

Sandra: Muy fuerte como algunos dicen…

Elí: Que impactó mucho su vida, y que aumentó su fe. Cmo ella hizo esa unción que vemos en la Palabra de Dios que como también venció muchas barreras, que ella entró a una reunión en la casa de Simón, donde probablemente estaba reunido Jesús con otros varones, y dice que se acercó lentamente por detrás donde estaba Jesús con un jarro de Alabastro con un perfume de Nardo puro, muy valioso en es época, tan valioso de 300 denarios que dice que en esa época, equivalía al salario de un obrero de casi un año.

Sandra: Tremendo no?

Elí: Era lo que costaba ese perfume que ella había guardado. Y ahí vemos otra característica de María, que esa Unción que hace era que ella tenía visión, y que ella había entendido y que probablemente tenía una sensibilidad, muy especial de que Jesús cuando él anunciaba y hablaba de su muerte, y ella lo unge en vida, y entonces es producto de saber elegir la mejor parte de tener esa actitud tan especial frente a él. Se acerca rompe ese vaso sobre su cabeza, y lo cubre totalmente. Por ese hecho de María fue criticada no? Porque estaba gastando eso tan valioso por uno de los discípulos no? Por qué gastaba eso que se podía vender y darlo a los pobres? Bueno dice Jesús que a los pobres los iban a tener siempre con ustedes pero ella hizo lo que podía. Y la elogió no? Esas palabras de Jesús que hizo lo que podía lo que estaba a su alcance, dio lo mejor que tenía y además, esa frase que donde quiera que se iba porque se iba a predicar las buenas nuevas del evangelio, se iba en todo el mundo como lo hacemos en este momento, casi a dos mil años de ese hecho, se iba a contar lo que ella había hecho para memoria de ella.

Sandra: Es interesante que si el oyente se pone en posición de nuestra época, un ratito fuera de micrófonos sacábamos la cuenta cuánto sería hoy ese año del salario de un obrero, bueno depende del país, de lo que se pague en cada país. Pero a lo mejor en el nuestro sería algo así como 4000 dólares y estamos hablando de un dinero importante para hacer y ayudar a los pobres como decía. Qué actitud tomaríamos nosotros, veríamos valioso el dedicar este dinero para la adoración a Dios? Es muy importante porque ella no solamente los bienes económicos sino como tu decías todo eso bueno la posibilidad de ser criticada de vencer barreras, no importa lo que le digan ir a rendir al agradecimiento y la adoración a su señor. Pero vamos a ir a escuchar una pausa musical y ya venimos entonces con el cierre de esta entrevista, aprendiendo un poquito más de María de Betania.

Sandra: María de Betania una mujer que es como muchas quisiéramos ser una mujer aplomada que sabe dónde está lo importante y que supo brindar su agradecimiento y su adoración a Dios, y qu bueno, no se refugió ni buscó en otras cosas de este mundo como por ejemplo marta lo hizo como lo eran el afán y el trabajo. Una lección bien importante para nuestros días, Eli verdad?

Elí: Si, ella lo que cultivó a los pies de Jesús fue conocer entender, comprender, el secreo del poder que hay en Jesús. Del poder y de la misión que vino a Cumplir, a este mundo. Eso ella lo entendió plenamente según algunos consideran con más claridad que los discípulos, se anticipó. Porque ellos lo terminaron de entender después de que él resucitó. Ella se anticipó, lo entendió antes. Al sacrificio. También vemos que su don era de gran valor y que lo hizo con Generosidad de corazón y otra cosa que podemos ver de María, es que ella practicó una devoción sincera, cultivada como hemos dicho ya varias veces, a los pies de Jesús en comunión con el, que es allí donde se aprende donde las dudas que tenemos también se van disipando y también la fe allí se afirma. La congoja se desvanece el alma se fortalece, y reanuda la lucha y triunfa. Podemos decir que el gesto de María, brotó de un corazón que estaba guiado por el Espíritu Santo. Bueno, para finalizar podemos decir que como María nosotros debemos darle al Señor lo mejor que tengamos, nuestros corazones, nuestros dones y hacerlo con devoción se me ocurre en este momento, recuerdo aquel texto que Dios dice: Dame hijo mío tu corazón, y miren tus ojos por mis caminos es en proverbios eso fue una realidad en la vida de María.

Sandra: Me parece interesante meditar en diferentes personas que han sido importantes para Dios, todos hemos sido importantes de hecho murió por todos nosotros, pero pensando en aquellos que él menciona por ejemplo, un David, de acuerdo al corazón de Dios, y vemos instancias si bien David no fue una persona pasiva tuvo su actividad también, luchó mucho por lo que quería hacer , sacó una nación adelante, tuvo sus errores, tuvo sus fracasos y sus victorias pro aún así tenía sus tiempos de devoción lo podemos ver claramente en los Salmos. Cuando le habla a Dios tanto de las cosas que le duelen como de aquellas que está contento y le agradece. Como podemos ver esa comunión y la importancia que para Dios tiene mantener una comunión con el no?

Elí: Si, eso es algo fundamental en todos los momentos tanto en los momentos de Alegría como en los momentos difíciles que tenemos que pasar en la vida. Cuando tu ahora hablabas de David, recuerdo aquello que cuando hay un Salmo que dice este pobre clamó y el Señor lo libró de todas sus angustias. Y también cuando él dice que sus esperanzas, mis esperanzas están puestas en ti. Esto es lo que disfrutamos los cristianos y lo que tenemos en el Señor que nos hace llevar la vida de otra manera. Poniendo la mirada en él, y sabiendo que todas las cosas nos ayudan para bien.

Sandra: lo que nos da el apoyo del Señor también el saber que él está ahí escuchándonos y dándonos una palabra a través de la Biblia como padres los que lo somos sabemos que es la comunicación con nuestros hijos y cuando esta se pierde sentimos que se pierde tanto, verdad que se pierde ese contacto de saber cómo está, cómo le va y supongo que Dios de la misma manera, querrá tener ese contacto con cada uno de nosotros. Elí muchas gracias por este estudio, supongo que vamos a seguir con más mujeres de la Biblia?

Elí: Si, estamos pensando en algunas mujeres anónimas, que hay muchas en el antiguo y en el nuevo testamento.

Sandra: Muy bien entonces vas a quedar invitada para un próximo programa, nosotros vamos a continuar con Natalia, porque además hablando de comunicación queremos dejarles nuestra dirección en unos segundos nada más para que ustedes nos puedan escribir.

Padres de Mellizos

Título: Padres de Mellizos

Autor:  Guillermo y Claudia  Rodriguez Nº EA333

Guillermo y Claudia cuentan sobre la aventura de ser padres primero de Nicolás y luego de Federico y Lucia que son mellizos! El equipo de “Entre Amigas” fue hasta su casa en donde se llevó a cabo esta interesante entrevista.


Descargarlo a su propio pc para tener o compartír con otros: EA333mp3


  


 


receta:  Crema de avena al caramelo


 


Entrevista con Guillermo y Claudia Rodríguez 

Sandra: Muy bien amigas ha llegado el momento de la entrevista y estamos recorriendo. Hoy no estamos en estudio, hemos venido a una casa de familia porque creo que es el mejor lugar para entrevistar a padres de mellizos, que les es bastante difícil trasladarse me imagino con todos los hijos de un lado para otro. Estamos visitando a Claudia, a Guille que son padres; primeramente de Nico y después cuando esperaban que viniera el segundo hijo o hija de repente, hijo e hija, ambos.

Claudia: Exactamente. La verdad que fue todo una sorpresa porque siempre pensábamos que podría ser una posibilidad, pero no pensamos que fuera a pasarnos a nosotros, siempre era todo una risa, ¡ay si que podría ser!. Pero después cuando fuimos a la primer ecografía y la doctora nos dijo: ¿ay ustedes tiene un hijo?, ah ¿tienen uno solo?, si, ah ¡porque ahora viene dos!, y nosotros ahí nos mirábamos entre los dos y no sabíamos que hacer, pero ta, fue mucha sorpresa.

Sandra: ¿Que se pasa por la mente de un papa, que le dicen viene dos, las responsabilidades económicas, el trabajo, el cuidado, la alegría, la emoción, que?.

Guille: Bueno, ¡buenas al principio!, cuando nos enteramos la verdad que… Claudia bien como madre, enseguida largo un lagrimon de alegría y yo me quede shockeado pensando que íbamos a hacer en el futuro. Bien pensamiento de madre y padre; pero bueno, fue una shock bastante fuente al principio cuando nos enteramos que íbamos a ser dos, todo, desde donde los íbamos a meter, donde íbamos a vivir, nosotros recién nos habíamos mudado a un lugar un poco mas grande, pero bueno, te cambia toda la mentalidad, y a uno le costo acostumbrarse, como padre le costo acostumbrarse, pero bueno, hasta también en la parte económica, porque a mi me salieron cosas que no tenia pensado, un trabajo casi si hacer horas, entonces nos dio bastante tranquilidad el saber que Dios estaba cuidando todas las cosas.

Sandra: Todos los detalles bajo el control de Dios. Y contame un poquito, porque me imagino que a la madre le vienen otros pensamientos que tiene que ver con el embarazo, que tiene que ver con el parto, que tiene que ver con otras cosas, que son propias de las mamas.

Claudia: Era todo como muy… al principio yo decía, ¿bueno, como va a ser el embarazo?, tenia pila de miedos, porque cuidando uno ya en la panza, como que te viene muchas cosas, cómo va a crecer, me tengo que alimentar bien, que tengo que cuidarme, descansar, que estaba trabajando, pero como que al ser dos todo se multiplicaba y se aceleraba, y aparte no quería que pasara nada entremedio, que pudiera afectar el embarazo y que los dos pudieran crecer bien y ta, eso era importante, pero yo sentía que Dios estaba ahí, y que cada paso que se daba no era con tanta tensión, porque con Nicolás habíamos pasado bastante en todo el periodo del embarazo, pero con ellos, como que Dios estaba de otra forma y nos estaba ayudando de otra forma.

Sandra: Vos me decías que sufrieron algunos temores con Nicolás, porque vivieron ustedes también la perdida de otro niño antes de Nicolás, eso después de tener un hijo bien, uno como que ya se alivia, ¿y enfrenta la cosas con otro animo?.

Claudia: Si, si, es otra cosa, porque el embarazo de Nicolás fue lo mas bien, yo me sentí bien, el fue creciendo bien, nació bien, o sea, nunca hubo una complicación. Se dieron muchos pasos si de cuidados, muchas ecografías y todo, pero no paso nada que nos hiciera pensar que podría ser un embarazo malo o un parto malo. Entonces con ellos se había acentuado pero estábamos mas tranquilos por eso.

Sandra: ¿Te fuiste enseguida a la Biblia a leer el caso de Rebeca?.

Claudia: No, no… pero me acordaba de que a veces se peleaban en el vientre y yo decía algunas veces yo decía, que parecía que si, que se estaban dando, pero no. La tenia muy clara a esa historia.

Sandra: Vamos a contarle a nuestras oyentes que a lo mejor alguna recién esta embarazada de mellizos y se preguntara como es. ¿Cómo es eso de que se muevan dos adentro del vientre?

Claudia: Yo al principio cuando recién se comenzaron a mover, claro, no ubicaba mucho, y me decían la nena esta sentada, o esta para este lado y el varón esta acostado, como que era mas fácil identificar pero había un lado de la panza que no sabía cuál de los dos era. Pero se movían pila.

Sandra: Cómo eligieron los nombres guille?

Guille: El primero si era varón lo iba a elegir yo y si era nena ella. Y como fue varón lo elegí yo y bueno, como nos dijeron que habían dos, entonces dije hay una para cada uno. Pero el de la nena ya lo teníamos pensado pero el de Federico fuimos descartando y viendo y bueno al final llegamos a un acuerdo entre los dos. Lo llamamos Federico.

Sandra: Así que ya tenemos a Federico y a …

Guille: Federico Ismael, y a Lucía Micaela.

Sandra: Que ya tienen cuanto?
Guille: Y ya llegan a los 6 meses nos parece mentira porque los vemos y nos parece mentira que hallan llegado los 6 meses. Pero bueno acá estamos, sanitos, gracias a Dios todos los controles muy bien, nacieron con un peso muy lindo y bueno hasta ahora ha salido todo muy bien.

Sandra: Eso, hay que darle gracias a Dios por estas lindas bendiciones en la vida. Vamos a ir a una pausa musical Lucía nos mira atentamente mientras estamos conversando, y luego venimos con más historias a ver qué pasó con el hermano. Como lo vivió Nico, a esta llegada invasiva, de dos hermanos a la vez.

Sandra: Continuamos amigas estamos en la casa de Claudia y Guille y también tendríamos que nombrar a Lucía a Federico y a Nicolás, Toda una gran familia y se agrandó y se multiplicó de repente. Cuéntame un poquito Claudia qué vivió este hermanito, cómo le contaron a Nico y ahora me va s a contar la edad que tenía Nico cuando se entera de que va a tener 2 hermanos. Además, cómo le explicas, así que en la panza de mamá habían 2 bebés.

Claudia: Bueno, al principio cuando nos enteramos de que yo estaba embarazada bueno, esperábamos un poco más para que me hicieran una ecografía, para saber que estuviera todo bien. Y entonces decidimos decirle unos días antes de la ecografía que mamá se iba a hacer una ecografía que iba a ver por la tele que iba a ver un hermanito y él estaba muy en eso porque en el Jardín muchos de los compañeritos habían tenido hermanitos. Entonces como que él nos estaba pidiendo de que él quería tener un hermanito, yo quiero tener un hermanito, y el día de la ecografía fuimos con él. Y él entró y vió, al principio estaba re asustado porque claro no quería que me hicieran nada, miraba todo muy así. Pero bueno, cuando vió que eran dós, como que al principio no entendía mucho y pasaron como 3 o 4 días que él no hablaba del tema y nosotros tampoco se lo sacamos al tema. Como que estaba en otra. Luego sí, como que empezó a decirle a todo el mundo, mi mamá tiene 2 hermanitos en la panza, tiene 2 hermanitos, y como que al principio a eso no lo entendía mucho entonces cuando empezó a ver que la panza crecía y todo no sé que se imaginaría el. Pero sabía que habían 2. le daba 2 besos en la panza, decía te quiero mucho para un lado y después decía te quiero mucho para el otro. Él como que notaba, no sé si se daba cuenta realmente que eran dos, yo creo que eso lo palpó más cuando fue al sanatorio y me vio con los dos.

Sandra: Qué impresión me imagino, ponerme en la cabecita de él. Y cuántos años Nico?

Claudia: Y tres años cuando yo quedé embarazada. Ahora tiene 4

Sandra: Y cómo fue la conducta Guille de tu hijo, mayor de Nico, el cambió te demandó más como papá estar más tiempo con tigo, con claudia cuál fue su reacción esto de sentir que ahora éramos más en la familia.

Guille: Bueno nunca me voy a olvidar de la primera vez que él fue, eneguida lo que hizo antes de ver a los chiquilines fue darle un abrazo a la madre como diciendo ” Acá estoy mamá” quiero verte, la extrañaba. Pero la reacción de él fue sin lugar a dudas de buscar su espacio retrocedió en algunas cosas, ya había superado el hecho de dormir con nosotros estaba en su cama solo, el volvió a dormir con nosotros, o sea tuvo un retroceso en algunas cosas que ya había superado que lo consultamos y que nos dijeron a nivel profesional que era común que era normal que él se sintiera como que en algunas cosa medio desplazado. Pero él sin lugar a dudas, buscó su espacio tuvo muchos celos, con ellos no, con ellos siempre los cuidó, Las cosas que les hizo era de bruto no era por estar celoso, y con nosotros sí mostró todos los celos. Nos gritaba, quería llamar la atención permanentemente. Con nosotros sí, demostró mucho celo, pero de a poco como que fue viviendo la etapa de sus hermanos y eso lo ayudó a ir superando las cosas no? El tema de ir compartiendo cosas con ellos todavía le compramos cosas de comer y todavía es todo para él. Pero de repente que ya cuando alguien les trae algún busito o ropa para los tres el le regala a los tres, primero por supuesto abre el suyo, siempre pregunta y después el de los hermanitos y ta, queda ocmo en un segurdo plano, pero gracias a Dios lo ha seguido superando costó, le llevó su tiempo y también un poco que él pudiera interpretar realmente que lo que venía era una nena y un varón. Para él de repente el tema de lucía lo chocó un poco más, porque claro es algo más que venga una nena, que era algo que él no lo tenía en mente. Siempre hablábamos de uno, siempre hablábamos de uno pero el enfrentar una nena y un varón para él fue bastante duro

Sandra: Cuál fue la impresión cuando llegó al sanatorio? Qué te acuerdas de eso claudia?

Claudia: Bueno, me acuerdo de eso que dijo Guille del abrazo que me dio como diciendo hay donde estabas y aparte claro al ver a los dos hermanitos chiquitos los tocaba los miraba, cuál es Lucía, cuál es Federico, como que al principio no sabía cuál era cual, nos miraba a los dos y nos miraba a nosotros cómo los agarrábamos. Pero creo que a él lo que más le gustó fue cuando vinimos a casa, a pesar de que eran 2 los que venían y todo lo nuevo, y claro él como que sentía que no habíamos estado los dos, como habíamos estado en el sanatorio, yendo y viniendo él no entendía lo que iba pasar después. Entonces al estar acá en casa como que fue otra cosa.

Sandra: Fue entendiendo cómo iba ser la dinámica de vida, familiar futura.

Claudia: Exactamente. Claro como que cada día, la rutina al principio el hecho de dormir poco, eso lo complicaba porque los niños lloraban, y todo pero como que lo fue tomando de a poco, fue viendo, la rutina como que lo ayuda también.

Sandra: Tuvieron que hablar con la maestra también para que lo preparara de forma especial también?

Claudia: Y si, en el Jardín sabían que íbamos a tener mellizos y entonces como que estaban también conversando con él, y viendo como había actuado, pero como que en el Jardín no mostró. Estaba muy contento y decía que iban a venir los hermanitos de mamá de la panza y contaba cosas así.

Sandra: Y en cuanto a Dios? Lo relacionó esto con Dios o ustedes se lo explicaron de alguna manera especial?

Claudia: Claro, nosotros siempre le explicamos que Dios nos Creó que Dios creo a los hermanitos que Dios había puesto a los hermanitos en la panza de mamá entonces como que él lo tenía muy presente a eso. Y en ese tiempo que nacieron los hermanitos él aceptó a Dios en su corazón. Que eso estuvo bueno porque a él le encanta todo eso que a veces dice: ay vamos a hablar de Jesús, pero sí lo tenía muy presente de que había sido Dios de que los había puesto.

Sandra: Bueno vamos a la última pausa musical de la entrevista, y luego ya venimos hablando un poquito más de la vida social porque todo cambia una familia cuando se agranda de golpe me parece que los compromisos, este hecho de no poder salir a grabar una entrevista tranquilos u otras actividades ir al cine ir a la iglesia, todo se complica.

Sandra: Bien amigas continuamos en esta linda entrevista aparte ustedes ni se imaginan entre música y música nosotros charlamos un montón de cosas lucía aprovecha a jugar con sus sonajeros los demás niños también jugando en fin menos federico que parece que duerme y eso que dicen que no duerme tanto pero ahora justo parece que lo encontramos en la siesta.

Bueno les preguntaba por la vida social, ahora ustedes, son dos personas que estaban muy comprometidas en las actividades de la iglesia fueron mucho tiempo maestros de adolescentes muchas cosas que dependían de ustedes en la responsabilidad, pero ahora todo cambia cómo hicieron? Y cómo se están manejando con eso?

Guille: Bueno si, la verdad es que estábamos bastante comprometidos en las cosas de la Iglesia con un grupo de amigos con los que hacñíamos ejercicio, jugábamos al Fúltbol y todas esas cosas, y bueno con Nicolás lo fuimos superando pero bueno con estos dos la verdad es que ahora nos superaron ellos a nosotros y hubieron cosas, por lo menos por este tiempo que tuvimos que dejar.

Sandra: Cómo lo sienten a eso, se sienten más alejados, del grupo de la Iglesia, sienten que les gustaría estar más en el salon de la iglesia, por no decir de la igleia porque en realidad son todas las personas que integran el grupo o sucedió que la iglesia se acerca a ustedes y viene a la casa cómo están viviendo esta etapa? Se sienten aislados? No?

Guille: No, la verdad que la participación de la Iglesia sentimos un apoyo tremendo y la verdad es que no tenemos nada que decir porque nos apoyaron en todo momento, vienen nos llaman nos vienen a buscar casi todos los domingo vienen y nos dicen que nos vienen a buscar, estén prontos. Y cuando no vamos es porque estamos medio cansados o vemos que de repente alguno de los tres nos se siente bien pero el apoyo de la Iglesia ha sido tremendo. Igualmente nosotros sentimos que entre las muchas cosas que hacíamos fuera de casa que ahora estamos viviendo otra vida, y estamos acostumbrandonos a vivir dentro de las paredes nuestras ahora, más que salir, pero bueno…

Sandra: Buscando un propósito de Dios también?

Guille: Si, claro, siempre tratando de por lo menos agarrarnos de toda la gente que nos ha visitado que no es de la Iglesia para también explicarle un poco en lo que creemos y por qué Dios lo ha permitido así no? Hay gente que nos ha dicho pa tienen dos, yo me mataría! No aguantaría y bueno uno aprovecha ahí esos momentos, también para de repente darle el testimonio de que con Dios las cosas se pueden hacer no?

Sandra: y es realmente muy lindo y creo que a todos nos nace agradecer a Dios por lucía y Federico porque son realmente un solcito preciosos y uno los ve como ustedes decían en el primer bloque de la entrevista, sanitos y es muy lindo y es un motivo de gratitud también.

Claudia: Si la verdad que si eso es re importante, uno los ve cada día los adelanto y que son niños normales, que no son enfermitos ni nada y eso para nosotros es re importante. Entonces eso también te ayuda, que de repente quieres ir a un lado y no se puede porque somos muchos, o se complica pero sabemos que Dios está ahí, eso está bueno también y nos ayuda a fortalecernos también como familia. Porque a eso lo precisamos también.

Sandra: Claudia, además vos venías con un proyecto como cantante con un grupo que están formando actuando en diferentes partes, con canciones cristianas y venían con el proyecto de grabar un disco y de repente, el embarazo y eso como se viven en medio de un proyecto tan ambicioso pero tan lindo?

Claudia: Si, cuando les dije a los chiquilines que estaba embarazada, bueno , ya estábamos pensando en grabar, y bueno, decidimos ensayar hasta que yo pudiera, hasta que me diera la panza…

Sandra: Hasta cuándo pudiste?

Claudia: hasta los 4 meses, y ya ahí tenía una panza enorme, entonces ya ahí mucho no podía ir a los ensayos. Y eso, pero ellos empezaron primero a grabar los instrumentos y yo era la última y entonces dijeron bueno cuando tengas a los bebés, después cuando estés mejor ya empezamos a grabar contigo. Y ta fue así, y empeza grabar con migo, y yo soy la última de toda la grabación pero no es un proyecto que haya dejado, sino que es el primero que voy a seguir porque creo que es lo que quiere Dios que yo haga.

Sandra: De todo modos una disciplina de ensayos semanal como tenían antes ahora debe ser difícil de mantener no?

Claudia: Si, ahora no hemos empezado todavía porque como estamos grabando en realidad ya teníamos un montón de ensayos adelantados en cuanto a eso. Entonces grabamos y va uno ensaya un poco y graba. No es ensayo semanal pero la idea es empezar pronto con eso porque es algo que precisamos.

Sandra: y ahí te llevas al coro de ángeles que tienes…

Claudia: Si, por lo menos a uno de los angelitos me los voy a llevar. Los otros dos no sé.

Sandra: Bien cómo ha sido el apoyo del resto de la familia Guille, yo se que ustedes tienen una familia muy unida, y siempre se apoyan mucho pero cómo lo vivieron en esta situación?

Guille: bueno, el apoyo fue grande primero de mi padre que cuando nos enteramos de que eran dos le dije bueno acá tenés que hacerte cargo vos porque mi padre en realidad es mellizo y entonces pensamos que todo venía por ahí, entonces ya le itramos toda la responsabilidad, de que él nos apoyara pero de verdad nos han apoyado en todo sentido siempre están dispuestos a apoyarnos y que la familia estuviera con nosotros o cuando recién nacieron que fue el cambio más importante nos ayudó mucho no?

Sandra: En alguna oportunidad entrevistamos a tu mamá también y además está en el río de La Plata decimos una expresión que es chocha, que es como decir que está súper contenta.

Claudia: Si para mamá fue super importante porque un shock al principio porque no entendía como iba a hacer con dos, y después todo el hecho de estar con nosotros de ayudarme a mi, todo el tiempo que estuve internada ella se quedaba conmigo, y bueno ella cada día vive los cambios y es toda una sorpresa para ella peo sí, está chocha.

Sandra: Bueno, las últimas palabras, ya se nos ha ido el tiempo de la entrevista pero para dejarles unas últimas palabras a nuestras amigas…

Claudia: y bueno yo creo que lo más importante es agradecerle a Dios, porque uno en cada cosa como que ve la mano de él. Y la vemos claramente y la estamos palpando día a día con ellos. Y o que nosotros siempre le pedimos es que nos de las fuerzas, y la sabiduría para poder guiarlos en los caminos de él. Porque bueno, uno tuvo la oportunidad de que sus padres le enseñaran, entonces es bueno también poder pasárselo a los hijos. Y eso creo que es lo más importante.

Sandra: Y un consejo de Guille para los padres?

Guille: Bueno a nosotros nos ha dado mucho trabajo pero lo tomamos como una herencia del Señor, como dice su palabra a los hijos Dios nos los presta por un tiempo y es lo que nosotros estamos tratando de hacer inculcarles todas las cosas que Dios nos enseñó a nosotros a través de la Biblia y de mostrarles todo el amor que Dios as través de Jesucristo nos ha entregado tanto a mi como a claudia y bueno, lo tomamos prestado con gran responsabilidad como padres a trasmitirles el mensaje y de saber que con Dios todas las cosa se pueden, Dios es fiel en todas las cosas y bueno tomarlo de esa manera.

Sandra: Muchísimas gracias y a Lucía también que ha sido la más jovencita en este programa para la mujer eh? Muchas gracias y bendiciones.

La Iglesia de Jesús en su última etapa -parte 3

Título: La Iglesia de Jesús en su última etapa

Autor: Marcel Malgo
PE1326


Descargarlo para tener o compartir con otros:pe1326



¿Por qué el Señor usó diferentes nombres para describir al mismo remitente de las cartas?

En cada una de las siete cartas, el Señor se presenta con un nombre diferente, el cual está en relación con el contenido de la carta. Como remitente de la carta a la iglesia de Éfeso, Él se presenta así:„el que anda en medio de los siete candeleros(= iglesias)de oro”(Ap. 2:1). Como en Éfeso el Señor ya no era el centro, tuvo que amenazar a los creyentes de allí con quitar sucandelero.

Como remitente de la carta a la iglesia en Esmirna, el Señor se presentó así:„…el que estuvomuertoyvivió(Ap. 2:8). ¿Por qué? Porque le dijo a esta iglesia: „Sé fiel hasta la muerte, y yo te daré la corona de la vida”(Ap. 2:10).

Bien diferente es la presentación del Señor frente a la iglesia de Pérgamo:„El que tiene laespadaaguda de dos filos”(Ap. 2:12). Eligió esta descripción porque amenazó a la secta de los nicolaítas, activos allí, con que iba a pelear contra ellos con laespadade Su boca.

Como autor de la carta a la iglesia de Tiatira, el Señor se presentó, entre otras cosas, de la siguiente manera:„…el que tiene ojos como llama de fuego”(Ap. 2:18). ¿Por qué? Todas las iglesias tenían que saber que El era el queescudriñala mente y el corazón (v. 23).

En la carta a Sardis, el Señor glorificado se presenta como:„El que tiene los sieteespíritus de Dios”(Ap. 3:1). Pues elEspíritu Santoya no podía obrar allí, y esa iglesia estaba espiritualmente muerta.

A la iglesia de Laodicea, Él se presentó como„eltestigo fiely verdadero”(Ap. 3:14). Justamente esta iglesia profundamente caída, con un sentimiento de superioridad, experimentó la granfidelidaddel Señor, cuando Él, una vez más, le dio una oportunidad:„He aquí, yo estoy a la puerta y llamo; si alguno oye mi voz y abre la puerta, entraré a él, y cenaré con él, y él conmigo”(Ap. 3:20).

Cada vez, pues, el remitente de estas seis cartas se refiere al contenido esencial de la carta. Así también sucede con la iglesia de Filadelfia, a la cual el Señor glorificado se presenta de la siguiente manera:„elSanto, el Verdadero”(Ap. 3:7). La Santa Escritura, la Palabra de Dios de la A a la Z, nos santifica:„Toda la Escritura es inspirada por Dios, y útil para enseñar, para redargüir, para corregir, para instruir en justicia, a fin de que el hombre de Dios sea perfecto, enteramente preparado para toda buena obra”(2 Ti. 3:16-17). La iglesia de Filadelfia estaba lista para dejarsesantificar. Pues guardaba la Palabra de Jesús y no negó Su nombre. Por eso, el Señor se presentó a ella como„el Santo, el Verdadero”.

Es una verdad bíblica que el Señor, a veces – según Su soberana voluntad – nos trata conforme a la actitud que tenemos frente a El:„Con el misericordioso te mostrarás misericordioso, y recto para con el hombre íntegro. Limpio te mostrarás para con el limpio, y severo serás para con el perverso”(Sal. 18:25-26).

Si el Señor viniera hoy a tu casa, ¿cómo te encontraría? ¿Te santificas diariamente guardando la Palabra de Dios, siguiéndola sin negar el nombre de Jesús, aunque tengas poca fuerza?

En el último libro de la Biblia leemos estas muy serias palabras:„El que es injusto, sea injusto todavía; y el que es inmundo, sea inmundo todavía; y el que es justo, practique la justicia todavía; y el que es santo, santifíquese todavía”(Ap. 22:11). Esta afirmación está en un contexto determinado que tenemos que conocer para hacer una interpretación más profunda. Sin embargo, estas palabras contienen también para nosotros la seria advertencia de que viene el día en que, también en nuestras vidas, ya no habrá cambio posible. Entonces, cada hijo de Dios quedará tal como es, en el día de su muerte o en el día del arrebatamiento. ¡El que hasta ese día no se haya dejado cambiar con la ayuda de Dios, nunca más tendrá la posibilidad de hacerlo! Todos los hijos de Dios estarán un día ante el tribunal de Cristo, donde saldrán a luz todas las negligencias y oportunidades perdidas. Esto tendría que conmover aún mucho más nuestro corazón, e impulsarnos a vivir en una verdadera santificación (comp. 2 Co. 5:10).

¿Hay algo más que salvación?

Muchos cristianos renacidos descansan en su seguridad, diciéndose: Ya soy salvo. Pero cuidado: A los cristianos renacidos, después de su muerte o del arrebatamiento, no solamente les espera la felicidad. También podrán sufrir pérdida:„Si la obra de alguno se quemare, él sufrirá pérdida, si bien él mismo será salvo, aunque así como por fuego”(1 Co. 3:15). ¡Probablemente esta verdad es mucho más amarga de lo que nos imaginamos! Sin embargo, todavía estamos en el tiempo de la gracia, también para los hijos de Dios. Con la ayuda del Señor y por medio de Su Palabra, todavía podemos cambiar. Es importante que justamente en el último tramo del camino de la Iglesia de Jesús, guardemos la Palabra de Dios de la A a la Z. De esta manera no perderemos nada de nuestra felicidad eterna (comp. 2 Juan 1:8).

Y ya que estamos hablando de esto, llama mucho la atención que el Señor glorificado, justamente a la irreprochable iglesia de Filadelfia, haya tenido que advertirle y exhortarle de esta manera:He aquí, yo vengo pronto; retén lo que tienes, para que ninguno tome tu corona”(Ap. 3:11). Con esto, quiso darle a entender: „Ahora todo está bien contigo, ¡pero cuídate para que esto siga así!”

Una poderosa promesa para los vencedores

El Señor concluye la carta a la iglesia de Filadelfia con una promesa sublime:„Al que venciere, yo lo haré columna en el templo de mi Dios, y nunca más saldrá de allí; y escribiré sobre él el nombre de mi Dios, y el nombre de la ciudad de mi Dios, la nueva Jerusalén, la cual desciende del cielo, de mi Dios, y mi nombre nuevo”(Ap. 3:12).

Muchos hijos de Dios se preguntan: ¿Qué haré en la eternidad, en el cielo? Aunque no podemos imaginarnos esta situación, podemos – leyendo con atención esta promesa para los vencedores – constatar lo siguiente: Nuestra vida eterna, nuestra existencia celestial, tendrá en primer lugar una sublime vocación: alabar a Dios el Padre, y a Jesucristo el Cordero.

Los diferentes nombres en las columnas del templo de Dios están llenos de misterios. Pero también nosotros podremos ser columnas, si vencemos:„Al que venciere, yo lo haré columna en el templo de mi Dios”.Pensemos en el templo de Salomón:„Estas columnas erigió en el pórtico del templo; y cuando hubo alzado la columna del lado derecho, le puso por nombre Jaquín, y alzando la columna del lado izquierdo, llamó su nombre Boaz”(1 Re. 7:21). Jaquín significa: „Él fortifica, Él establece”, y Boaz: „En Él hay fortaleza”. Estas dos columnas estaban en aquel entonces en el templo de Salomón para la honra del Todopoderoso. Así como ellas eran para la gloria de Dios, también podremos serlo los cristianos renacidos, si vivimos una vida de victoria:„Al que venciere, yo lo haré columna en el templo de mi Dios.”

¿Quién no quisiera ser un día una columna así, que llevara para toda la eternidad la gloria de Dios y del Cordero? Pero ojo: Esta promesa es exclusivamente para los verdaderos „cristianos de Filadelfia”, para los que viven una vida de victoria con la ayuda del Señor, guardando la Palabra de Dios bajo todas las circunstancias – y especialmente en el último tramo del camino de la Iglesia de Jesús, en el cual nos encontramos actualmente. ¿Estás dispuesto a aceptar este desafío?